Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta

Canelón

(Ven, 1960, Hypocrite en Mi Niña por Epigram)

Por Juan Macedo

 

La grandeza de un purasangre de carreras no solo se observa durante su vida pistera, sino también en la etapa reproductiva, y un caso palpable de ello es el recordado alazán Canelón, que nació el 17 de enero de 1960 en la verdes pradera del Haras El Ávila, ubicado en Suata, Estado Aragua. En octubre de 1961 Don Federico de La Madriz y Pastor por primera vez sacó a subasta pública la producción de su haras y cuando el alazán hijo de Hypocrite en Mi Niña se presentó al público, provocó una puja entre los doctores Emilio Conde Jahn, Francisco Flamerich y José Manuel Ruiz García, cuya última oferta de Bs. 80.000 cerró la puja y pasó a defender los clásicos colores oro con bolos azules del Stud Chamariapa.

 

Bajo los expertos cuidos de Don Raúl Salazar, Canelónrompió el maiden” y para el 14 de octubre de 1962 fue a su prueba de fuego, la Copa Albert H. Cipriani, con la monta de Rogelio Cortez quien hábilmente lo llevó al triunfo superando al rendidor Armando F en un buen tiempo de 60”1 para el kilómetro. Tres semanas después defecciona sin atenuantes al figurar cuarto a 3 ¾ cuerpos de Launderer en los 1200 metros del Clásico Antonio José de Sucre.

 

Pero el hijo de Hypocrite demostraría de lo que está hecho y en la rica Polla de Criadores (Versión Potros) saca a relucir su estirpe y derrota convincentemente a Consentido, agenciando un notable 87” para los siete furlones. El de 2 de diciembre llega preparado para el máximo reto, el Clásico Comparación, pero la fenomenal Noche Del Sur logra un aplastante triunfo y el nieto de Epigram tiene que conformarse con un magro cuarto puesto a 13 cuerpos.

 

Inicia la temporada de 1963 y Canelón es inscrito en el Clásico Francisco de Miranda en búsqueda de la redención, pero tiene que ser retirado al presentar Miositis escapular. Su recuperación es lenta y no es sino hasta el 7 de abril de 1963 cuando Canelón reaparece en una carrera de la Serie E para criollos con el aprendiz E. Urdaneta y, a pesar de estar falto, estuvo a punto de sorprender a Armando F, quedando a apenas cabeza.

 

Walter Carrión se hace cargo del alazán del Chamariapa y el 13 de abril lo lleva a la victoria, derrotando a Lord Byron con ventaja de 6 cuerpos y agenciando un excelente crono de 86” para los 1400 metros, todo esto con la mira puesta en la Triple Corona Nacional.

 

Y es el 12 de mayo la cita en el Clásico José Antonio Páez donde Canelón realiza una buena carrera, pero al final tiene que conformarse con el cuarto puesto a 4 cuerpos de Noche Del Sur. A la semana vuelve al lote común con la monta de Rogelio Cortez, donde derrotó al rendidor Hypo Way por medio y con registro de 106”2 para los 1700 metros. El 02 de junio repite en la misma distancia, esta vez aventajando a Armando F por ¾ cuerpos y agenciando 108”.

 

Tres semanas después baja de distancia (1200 metros) donde tuvo innumerables tropiezos para quedar cuarto a 2 ¼ cuerpos de Jamaica. El 29 de junio corre una gran carrera donde, a pesar que se le desprendió la herradura del casco posterior derecho, es capaz de quedar segundo a ¾ cuerpos de Algarrobo. Pero ese incidente le provocó una lesión truncó su vida pistera. Solo queda en la imaginación de nosotros lo que pudo haber realizado en la pista este noble purasangre. En fin, su corta campaña se resume con un total de 13 actuaciones, de los cuales 6 fueron triunfos magníficos, además de 3 segundos y 4 cuartos, para acumular en premios la cantidad de Bs. 253.553.

 

Dado a su excelente pedigree y su buen rendimiento pistero, Canelón fue retirado a la cría en 1964, específicamente al novel Haras Chamariapa (ubicado en el Estado Anzoátegui) que poseía un buen Staff de sementales que incluían a otro buen criollo, Canario. Eso no fue impedimento para que Canelón demostrar su poder transmisor, ya que sus hijos fueron notables corredores, entre los que cuentan la campeona Amarilis, el ganador clásico Cacayo, los selectivos Preludios (Semental), Trenzado y La Reina, además de múltiples ganadores como Lovell, Menoyo, Terruca, Marcial, Coloso, Blanca Nieve, Asia, Emoción, Janeiro, Confite, Traficante, Sierra Leona, Mesopotamia, Carabinera (abuela materna de Powerful y Miss Rochelera), entre otros.

 

En 1977 el Dr. José Manuel Ruiz García decide vender el Haras al Dr. Miguel Alfonzo Ravard (quien fundó allí el Haras Inmar) y realiza un dispersal donde el Sr. Benjamín Albanez adquiere a Canelón junto a un grupo de yeguas para su Haras Prado Largo. En ese haras, Canelón destaca por intermedio de los ganadores Ipso Facto, Manitu, Lagopista, Rabbit, Rolimar, entre otros. Lamentablemente, durante 1979 mientras realizaba un servicio, Canelón es víctima de síncope cardíaco y muere, así cerrando un capitulo más de la historia de nuestro hipismo.

 

Fuentes: Revista Gaceta Hípica, Revista Turf, Guía Azul, Diario El Nacional.

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, jueves 17 de mayo de 2007

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados