Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta

Caracala’s

(Ven, 2002, Brigadier en Favola por Macau)

Por Juan Macedo

 

En la historia del hipismo venezolano hay purasangres que han entregado su vida en las pistas, demostrando que para ser un crack no se necesita tener un título de campeón sino un enorme corazón, ese que se identifica con los aficionados que visitan regularmente el ruedo hípico. La guayanesa Caracala’s, castaña nacida el 11 de abril de 2002 en el Haras HM del Dr. Matteo Meo Pollino, es una de esas historias. Su plebeyo origen, su desempeño pistero y su inesperado final fueron un caldo de cultivo para redactar una emotiva historia.

 

Desde que corría en los potreros del haras, la nieta de Big Bass mostraba que tenía unas ganas enormes de triunfar y el Dr. Matteo Meo decidió enviarla al Hipódromo La Rinconada y así ver hasta donde era capaz de llegar con los colores franjas verticales dorado y negro del Stud HM. AntonioNinoCatanese fue el encargado de su cuido y entrenamiento.

 

Fue el 14 de agosto de 2004 cuando debutó en el óvalo capitalino con la monta de Carlos Aguilar y lo hizo de manera impecable, mostrando gran velocidad y precocidad, derrotando con ventaja de 5 cuerpos a Blue Secret y agenciando 65”4 para los 1100 metros. Tres semanas después conservó su invicto al derrotar a Negra Magaly por 1 ½ cuerpos dejando registro de 76”4 para los 1300 metros.

 

El 26 de septiembre hace su estreno ante el lote selectivo en el marco de la Copa Juan Vicente Gómez, pero el resultado no es el esperado al quedar tercera a 10 cuerpos de Reinaprado. Tres semanas después participó en el Clásico Edgar Ganteaume donde figuró tercera a 13 cuerpos de Dancing Along.

 

Ahora con la conducción de Angel Alciro Castillo, el 6 de noviembre Caracala’s sacó a relucir su clase al vencer dramáticamente a Princess Fiona por apenas cabeza de ventaja y en crono de 84”1 para los siete furlones. Dos semanas después fue derrotada por Suave, que la relegó al tercer lugar a 3 ¼ cuerpos. Cerró el año regresando Carlos Aguilar a sus lomos, llevándola a una victoria dramática sobre Inrruca por apenas cabeza y parando los cronómetros en 71”1 para los 1200 metros.

 

Inició su campaña como tresañera con dos figuraciones en el lote común para reaparecer en el lote selectivo el 13 de febrero de 2005 en el marco de la Copa Starship Miss donde defeccionó ocupando el sexto puesto a 10 cuerpos de Little Glenda. Corrió dos veces más en el lote común con la monta de Darwin Gómez sin dar muestras de mejoría.

 

Recuperada de sus dolencias, Caracala’s reapareció el 6 de agosto con la monta de Marcos Dicenso en magnífica forma al superar en gran final a Blue Secret por apenas pescuezo agenciando 83”3 para los siete furlones. Fue suficiente aval para inscribirla en los 1200 metros de la Copa José Rafael Ball, pero nuevamente fracasó al quedar sexta a 18 cuerpos de la ganadora Troya.

 

Regresó al lote común el 3 de septiembre ahora con la conducción de Emisael Jaramillo donde metió un galope de ¡10 cuerpos! sobre su escolta Kid’s Star, dejando fabulosa marca de 81”3 para los 1400 metros. Sus allegados pensaron en la posibilidad de alargarla cerrando el año con cuatro derrotas consecutivas sin deslucir del todo.

 

Ya con cuatro años, el 15 de enero de 2006 Caracala’s con la monta de Daviel Morales y recorrido de 1800 metros figuró tercera a 5 ½ cuerpos de Miss Celebration. A las dos semanas baja a la distancia de 1400 metros de la Copa Rafael Rodríguez Navarro con la monta de Emisael Jaramillo donde se vio muy mejorada, tanto así que aprovechó la indocilidad de Catira Clásica para sacarle ½ cuerpo de ventaja al momento de cruzar la meta, agenciando 82”1 para el recorrido.

 

 

Dos semanas después Caracala’s demostró que su anterior no fue obra de la casualidad y nuevamente de punta a punta se les fue en los 1400 metros del Clásico Segula C donde dejó registro de 81”4 para la distancia y superó con ventaja de 1 ½ cuerpos a la tordilla Reinaprado. Corrió a la semana siguiente ante el lote común con la monta de Angel Alciro Castillo para caer ante Catira Clásica que la superó por dos cuerpos.

 

 

El 19 de marzo fracasó en el Clásico Eduardo Larrazábal Eduardo con la conducción de “El Ciclón” Santiago González desde el sexto lugar a 7 ¾ cuerpos de La Hucha. Tres semanas después en marco de la Copa José Luis Fernández mejoró al figurar segunda a 2 cuerpos de Catira Clásica. El 6 de mayo nuevamente lo hizo decorosamente al escoltar a Siete Islas, que la superó por dos cuerpos en la Copa Revista Guía Hípica.

 

Caracala’s saboreó nuevamente las mieles del triunfo el 21 de mayo cuando doblegó en buena lid a Camborio con ventaja de 1 ½ cuerpos y tiempo de 87”2 para los 1500 metros. Al mes participó en los siete furlones la Copa Julián Abdala donde logró otro magnífico a expensas de La Hucha que se conformó con la escolta a 1 ¼ cuerpos, agenciando 81”4 para el recorrido. Luego de una decepcionante actuación en el lote común donde ocupó la cuarta casilla a 5 ¼ cuerpos de Llanera, la nieta de Macau con Richard Bracho up se reencontró con la victoria al superar con margen de un cuerpo a Fantasy Parts, necesitando marcar un fabuloso 94”2 para la clásica milla.

 

 

El 27 de agosto fue inscrita en la milla de la Copa Coproca donde finalizó segunda a 4 ¼ cuerpos de Fantasy Parts. Dos semanas después probó suerte en los 1800 metros de la Copa Vittorio Catanese con la monta de “El Tendón” Edgar Pérez, pero nuevamente Fantasy Parts fue superior y la hija de Brigadier se conformó con el tercer lugar a 10 ½ cuerpos.

 

Luego de cuatro actuaciones donde no deslució del todo, cerró el año el 22 de diciembre con la monta de Pey Delgado logrando un fácil triunfo con ventaja de 6 cuerpos sobre Campeona Do Eume, dejando registro oficial de 88”4 para los 1500 metros.

 

Ya con cinco años, Caracala’s no logró reencontrarse con la victoria en siete actuaciones, pero siempre dando mucha lucidez en cada actuación como cuando quedó segunda a pescuezo de Codiciada en el Clásico Segula C; segunda a 2 y 4 ½ cuerpos de Moon Invictus en las Copas Rafael Rodríguez Navarro y Revista Guía Hípica respectivamente; tercera a 2 ¾ cuerpos de Moon Invictus en la Copa José Luis Fernández. Su última actuación en el Hipódromo La Rinconada fue el 30 de junio cuando quedó sexta a 10 ¼ cuerpos de Moon Invictus en marco de la Copa Julián Andala.

 

Su propietario y criador Matteo Meo Pollino decidió trasladarla al Hipódromo de Rancho Alegre con la intención de que terminara su vida como pistera en la tierra que la vio nacer y así mismo aportar y mejorar el espectáculo, además de enviarla a la cría. Fue el 3 de septiembre cuando hizo su debut en el óvalo de Mayagua en marco del Clásico Canaima bajo el entrenamiento de Franchesco Meo y con la monta de “CaracolJorge Luis Pérez, enfrentando a la mejor yegua importada del momento Salubrious Gal y la triplecoronada Pirata Slew. Antes de la carrera el Dr. Matteo pensó que no importaba cual fuese el resultado, ya que disfrutaría la carrera de principio a fin por la belleza de una afición ligando a sus ídolos.

 

Caracala’s brindó un bonito espectáculo, al perseguir a la veloz norteamericana, pero cuando la carrera concluía y Salubrious Gal se despegaba en la delantera, sucedió lo trágicamente inesperado: Caracala’s cayó desplomada en la pista a pocos metros del rayado final víctima de un infarto para morir donde nació, en Rancho Alegre. Este episodio opacó la alegría no sólo del Dr. Matteo Meo, sino de los asistentes, que a pesar de haber ligado a la campeona guayanesa ahora quedaban inmóviles con un nudo en la garganta ante una situación que nadie espero y que todos lamentamos.

 

 

Resumiendo la extraordinaria campaña pistera de Caracala’s, luego librar grandes batallas con las mejores de su sexo, fue de 45 salidas a la pista para un total de 12 victorias, además de 9 segundos, 8 terceros, 6 cuartos y 2 quintos; acumulando en premios la cantidad de Bs. 275.441.800. Una baja lamentable no solo para el espectáculo sino para el futuro en la cría en donde pudo haber desarrollado un buen papel. Honores a una brillante corredora: Caracala’s.

 

Fuentes: Revista ¡Hipódromo!, Lic. Carlos Giardinella

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, sábado 28 de octubre de 2017

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados