Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta

Carontes

(Ven, 2006, Mutakddim en Marchingtovictory por Lil E Tee)

Por Juan M. Arredondo Q.

 

La tarea de todo entrenador pasa por varias facetas: preparar físicamente a su ejemplar, velar por su salud y correcta alimentación, tratar de “entender su manera de ser”, en fin, hay tantas variables que influyen para que un purasangre pueda brindar su mejor rendimiento en la pista que no es nada sencilla esa labor para quien la ejerce. Quizás uno de los aspectos más destacables de esa profesión sea la posibilidad de “encontrarle la vuelta” a su pupilo, expresión utilizada para referirse a una mejoría considerable en el rendimiento del equino que le lleva incluso a transformarse en un frecuente ganador, en algunas ocasiones hasta pruebas de corte selectivo. Esta descripción me viene a la mente cuando pienso en la campaña de la yegua Carontes, a la que rendiremos este homenaje.

 

La alazana Carontes nació el 1 de abril de 2006 en el Haras Oropal, siendo una importada en vientre hija de Mutakddim en Marchingtovictory por Lil E Tee. Su padre (USA 1991, Seeking The Gold en Oscillate por Seattle Slew) fue un ganador clásico en Europa de cinco en diecisiete salidas que produjo US$126.174, cuya línea genética le hacían un prospecto de semental por contar con varias luminarias de fama mundial entre sus ancestros. Su primera producción nació en 1998 de la que salieron corredores como Hattiesburg (de 16-8 y US$542.675) y Sound Of Gold (de 40-13 y US$268.243), y desde 1999 compartió su rol como padrillo entre Argentina y Norteamérica, dando muchísimos ganadores en ambos sitios.

 

Su madre (USA 1999, Lil E Tee en Victory March por Hoist The Flag) no tuvo campaña como pistera, fue llevada prontamente a la cría por lo que su primer hijo nació en su país de origen para el año 2003, tuvo dos hijos más en Estados Unidos que fueron ganadores. Traída a Venezuela por la gente del Oropal (adquirida por US$10,000 en las subastas de Keeneland de enero 2006) con la que sería Carontes en su vientre, produjo además a la ganadora selectiva Shaddai (por Solitary Vision) de corta pero productiva campaña en Venezuela (de 12-7 incluida la Copa El Corsario).

 

Fue adquirida por una sociedad conformada por los Sres. Arné Chacón y Lilino A. Mangione para lucir la chaquetilla del Stud Gadú-Lam, quienes decidieron asignarle al galardonado Julio Ayala Coronil su cuido y entrenamiento. Poseedora de un físico relativamente limitado, su peso inicial estuvo generalmente por debajo de los 400 kilogramos, pero con el correr del tiempo ganó algo de masa muscular y pudo promediar unos 410 kilos durante su etapa adulta. Como dijimos su explosión fue tardía por lo que al no ser una yegua precoz no tuvo actividad como dosañera.

 

Su estreno se produjo el 4 de abril de 2009 en prueba para debutantes y no ganadoras con la monta de Rigo Sarmiento en 1100 metros, finalizando sexta a 8 cuerpos de la vencedora Voy de Prisa. A los quince días la subieron a 1400 metros, pero sin dar muestras de mejoría arribó décima a doce cuerpos de Champagne. Tras dos salidas sin mostrar mayor cosa, pasó a la cuadra de Antonio Catanese como su nuevo trainer, quien la corrió dos semanas después enseñando evolución al terminar segunda a 11 cuerpos de la vencedora Zambal en 1500 metros, mientras que su primer triunfo llegaría en su cuarta actuación tras un descanso de mes y medio que le sirvió de ajuste, logrando derrotar por pescuezo a Antlia agenciando un respetable 64”4 para los 1100 metros.

 

El 29 de agosto subió a G-1 con la monta del aprendiz Félix Salgado, pero fracasó arribando décima a trece cuerpos de Miss Quisquella. Un mes después pasó a manos de Ronald Ordoñez y mejoró escoltando a Autumn Parts aunque le llegó a 8 ¾ cuerpos. Tras esa actuación la todavía potranca Carontes fue enviada a la cuadra de Juan Arias para encargarse de su entrenamiento, a quien le llevó cierto tiempo lograr adaptar a su estilo de preparar a su nueva pupila.

 

Sin embargo, manteniendo el lapso de un mes entre carreras el 25 de octubre finalizó tercera a 7 ¼ cuerpos de Sparta y dos semanas después arribó séptima a 8 ½ cuerpos de Arrigorriaga, mientras que su última salida del año sería el 26 de diciembre con la monta de Antonio Girón arribando segunda a solo un cuerpo de India Regia pese a sufrir tropiezos en la recta final, sin ellos incluso pudo haber ganado ese día.

 

Su primera actuación en 2010 sería el 9 de enero cuando arribó cuarta a sólo 1 ½ cuerpos de Queen Marillion tras hacer el gasto de la prueba y un mes más tarde repite su figuración llegando a 2 ½ cuerpos de Families Flying. Tras una larga pasantía de siete salidas en el lote de G-1 por fin llegaría su segunda victoria el día 21 de marzo con la monta de Emisael Jaramillo, mostrando parte de su potencial cuando superó por unos 6 ¾ cuerpos a Guaraira Repano agenciando 77”3 para los 1300 metros.

 

El 18 de abril subida a G-2 con la monta del aprendiz Víctor Repillosa fue capaz de escoltar a Mont Everest que la aventajó por cinco cuerpos, mientras que el 15 de mayo regresó a las manos del campeón Jaramillo y consiguió su tercer triunfo en gran faena del binomio jinete-ejemplar al derrotar por pescuezo a Gold Treasure en 79” para 1300 metros, pese a lucir como que la pasarían de viaje en plena recta final.

 

El día 5 de julio fue subida a G-3ó4 pasando a manos de Ronald Ordoñez, logrando un convincente y a la vez sorpresivo triunfo superando por 3 ½ cuerpos a India Regia en crono de 90”4 para 1500 metros, cabe acotar que su dividendo fue de 13 a 1 para darnos una idea del batacazo que representó su victoria ante un lote más fuerte de los que venía enfrentando. El 1 de agosto participó en G-4,5ó6 con la monta de Santiago González fracasando al arribar sexta (última) a 31 cuerpos de Astridgrace luego de aflojar bastante en la recta final, pero el 28 del mismo mes regresando a su cabalgadura Ronald Ordoñez se reivindicó al derrotar categóricamente a la favorita Agusta por 4 cuerpos, agenciando 71”1 para los 1200 metros y de nuevo siendo relativamente sorpresa en taquilla (3 a 1 su dividendo).

 

En este punto de su campaña la yegua Carontes había logrado cuatro triunfos en sus últimas seis salidas, protagonizando un ascenso de lotes paulatino y sostenido luego que su trainer “le encontrara la vuelta” aunque era lógico que mucha gente se mantuviese algo escéptica sobre su futuro inmediato ya que hasta ese momento permanecía sin fogueo selectivo. El 25 de septiembre en G-4,5ó6 con la monta del aprendiz Yonder Rodríguez arribó cuarta a 5 cuerpos de una Faulty Baby que con fuerte avance al final liquidó las pretensiones de Of The Félix de vencer de punta a punta.

 

Sería finalmente el 3 de octubre cuando afrontó su primer desafío selectivo al participar en el Clásico Coproca con la monta de Ronald Ordoñez, teniendo apenas cuatro competidoras en acción y siendo Carontes la menos jugada del grupo cumplió una actuación más que aceptable pues fue capaz de finalizar segunda a 4 ¾ cuerpos de la entonces superior Rubizay que respondió como favorita unánime en tiempo de 84” para los 1400 metros. Dos semanas después intervino en el Clásico Peggy de Azqueta arribando cuarta a 3 ¼ cuerpos de la recordada Miss Miranda que logró imponerse de punta a punta en 83” para los 1400 metros, en ambas pruebas demostró que sí pertenecía a este lote.

 

Y el 20 de noviembre su actuación habló a las claras que no solamente pertenecía al lote selectivo del óvalo capitalino, sino que tendrían que contar con ella de allí en adelante porque logró vencer de punta a punta en la Copa El Corsario pese a confrontar pelea durante todo el trayecto por parte de Inésdecastro, finalmente pudo sacar ventaja de 2 ¼ cuerpos sobre la pequeña Rubizay que atropelló muy tarde para solamente escoltarla, en tiempo de 77”1 para los 1300 metros.

 

 

El 11 de diciembre ratificaría su gran condición en el máximo lote común con la monta de Emisael Jaramillo imponiéndose de punta a punta por 1 ¼ cuerpos sobre Astridgrace y tercera llegó Faulty Baby, agenciando 77”2 para los 1300 metros. Nos parece importante acotar que en sus últimas dos victorias había logrado superar a ejemplares que previamente le derrotaron, demostrando que su evolución era importante y constante para convertirse en una de las mejores de La Rinconada.

 

Comenzó la que sería su mejor temporada el 23 de enero de 2011 participando en la Copa Rafael Rodríguez Navarro de nuevo bajo la conducción de Ronald Ordoñez, pagando un precio caro de una pelea a muerte por la punta con My Own Love en parciales de 22”3 y 45”, cayendo finalmente desde el tercero a 2 ½ cuerpos detrás de American Woman y Rubizay que la precedieron, en tiempo de 86” para 1400 metros.

 

Quince días más tarde intervino como amplia favorita en el máximo lote común, pero decepcionó arribando cuarta a 8 ¼ cuerpos de la tordilla Agusta que las sorprendió en buena lid, mientras que un mes después de nuevo en G-6+ con la monta de Juan Diego López repitió su performance arribando cuarta a unos 10 ¾ cuerpos de Sweet Danzing que logró imponerse con la monta de Emisael Jaramillo en calidad de gran favorita. La yegua Carontes estaba experimentando lo que parecía un pequeño bajón en sus condiciones, por lo que su propietario decidió enviarla a la cuadra de Alexis Delgado buscando nuevos aires, decisión que rendiría sus frutos con prontitud.

 

Carontes fue inscrita el 27 de marzo (tres semanas luego de su última salida) en el Clásico Ségula C con la monta de Ronald Ordoñez demostrando su clase al imponerse en una gran carrera corriendo colocada detrás de la velocidad, derrotando finalmente por ½ cuerpo a la veloz La Danzante que hizo el gasto de la prueba y más atrás arribaron Agusta y Rubizay (favorita 1/9), agenciando 84”2 para los 1400 metros.

 

 

El 21 de mayo participó en la Copa Pensilvania donde ratificaría su buen estado físico al imponerse en gran forma prácticamente de punta a punta (alternándose con La Danzante) obteniendo un fácil triunfo pese a finalizar con solo pescuezo de ventaja sobre Agusta que arremetió con fuerzas en los últimos metros, detrás llegaron La Danzante, Autumn Parts y Sweet Danzing en tiempo de 77”4 para los 1300 metros. Nos parece oportuno destacar que faltando unos cien metros la yegua traía como dos cuerpos de ventaja y su jinete la desarmó al final permitiendo que se le acercara Agusta, aunque sin poner en peligro su triunfo.

 

 

El 7 de agosto intervino en la Copa Front Stage logrando mantener su reciente hegemonía al superar holgadamente por 2 ½ cuerpos a Agusta, favorecida por una mala partida de La Danzante pudo realizar su carrera en punta con parciales de 23”, 45”3 y 70”4 para finalizar en 77” los 1300 metros, demostrando estar en su mejor momento pistero.

 

 

Justo en la Copa Front Stage registró en la balanza 417 kilogramos que sería el mayor peso físico de su campaña, por lo que queremos resaltar el trabajo paciente de su entrenador Alexis Delgado para regresar a Carontes a una condición óptima que le permitió transformarse en la yegua líder del patio entre las velocistas, algo que resaltamos al inicio de este trabajo para señalar la habilidad de un preparador en “encontrarle la vuelta” a un purasangre que llegó a sus manos en medio de un bache que causó varias derrotas al hilo.

 

En el marco de la Gala Hípica de Caracas 2011 sería inscrita en la Copa Internacional Sprinters para Yeguas disputada el 27 de agosto donde le tocaría medirse a nueve rivales incluyendo a la norteamericana Amor de Palacio, la cual acudía en calidad de invicta representando a colores panameños, siendo cotizada favorita 1/9 en la taquilla. Dando una demostración de superioridad manifiesta, la tordilla “panameña” logró imponerse con facilidad derrotando por 2 ¼ cuerpos a la criolla Agusta y tercera a 5 ½ cuerpos finalizaría Carontes, agenciando un fabuloso 69”4 para 1200 metros sin ser exigida a fondo por su jinete. Como nota adicional, queremos agregar que Amor de Palacio finalizaría su campaña con doce triunfos en trece salidas, una muestra más de su calidad superlativa en el área del Caribe.

 

El 18 de septiembre participó en el Clásico Peggy de Azqueta con la monta de Emisael Jaramillo (sería su jinete el resto de su campaña) donde le tocaría enfrentar a una constelación de buenas corredoras, sin embargo, tras una extraordinaria partida el campeón Jaramillo logró colocarla en la punta con ventaja considerable para conseguir un rutilante triunfo de extremo a extremo superando por 3 ¾ cuerpos a Agusta que la escoltó y luego finalizaron Autumn Parts, Elegida y Miss Quisquella. El tiempo final fue de 82”3 para los 1400 metros, tras dejar parciales de 22”4, 45”1 y un impresionante 69” en los 1200 metros.

 

 

Dos semanas más tarde interviene en el Clásico Coproca manteniendo su supremacía sobre el lote al derrotar nuevamente de punta a punta y con mucha facilidad a la yegua Agusta, superándola por 5 ¼ cuerpos en tiempo de 83”3 para los 1400 metros. Cabe acotar que para este momento de su campaña la yunta Carontes-Jaramillo iba invicta en cinco salidas, acoplamiento total del binomio jinete-ejemplar.

 

 

Pero como todo en la vida tiene su final el 6 de noviembre llegaría su primera derrota juntos al correrse el Clásico Tapatapa, prueba que en el papel lucía más fácil que las previas pues apenas tendría dos rivales. Mostrando importante evolución con respecto a sus anteriores, sería Agusta con Ronald Ordoñez (ex jinete de Carontes) la que frenaría esa racha que traía la pupila del Stud LAM al superarla por un cuerpo tras perseguirla durante todo el trayecto, agenciando 71” para los 1200 metros. Tras perder en esta prueba, Carontes no tendría más actuaciones en el resto del año.

 

Durante esa temporada la yegua Carontes había logrado conquistar tres clásicos y dos copas en tiros cortos, haciendo los méritos suficientes para ser acreedora del título (no oficial) como la Campeona Sprinter en La Rinconada 2011, pero lamentablemente por parte del INH no hubo designación alguna en este renglón para ese año, por lo que no pudo acreditarse un Casquillo de Oro que a todas luces mereció ganar por su destacada performance, sin dudas una deuda histórica que aún se podría saldar.

 

Comenzó la que sería su temporada final como pistera activa el 22 de enero de 2012 al participar en la Copa Rafael Rodríguez Navarro, conquistando un sólido triunfo de punta a punta, aunque al final se le acercó bastante Darianna (eventualmente ella sería la campeona madura en ese año) con fuerte atropellada, finalizando a sólo ¾ de cuerpo de la vencedora que respondió como favorita unánime (1/9) pese a la presencia de la valiosa Elegida que se cansó de perseguirla. Marcó crono de 83” para 1400 metros, con parciales de 22”3, 45”1 y 69”3 respectivamente.

 

 

El 19 de febrero fue inscrita en el Clásico Ségula C (que ganó en 2011) donde brindarían una de sus mejores exhibiciones el dúo jinete-ejemplar al imponerse en una llegada de antología por apenas una cabeza sobre De La Sierra y Tabaco y Chanel, tras protagonizar una recta final plagada de emociones batiéndose en duelo por conquistar la victoria. Tras marcar parciales de 23”, 45”3 y 69”2 lograron completar el recorrido de 1400 metros en 82”4, alcanzando Carontes la repetida en este evento y además consiguió el que terminaría siendo su último triunfo de por vida.

 

 

El 18 de marzo intervino en la Copa José Luis Fernández a la que acudió en plan de favorita unánime (1/9) frente a sólo tres rivales, sin embargo, tras retrasar ligeramente en la partida nunca se pudo recuperar y finaliza cuarta a 10 cuerpos de Ligia Elena que corriendo colocada supo sacar provecho de la pelea en la punta entre Bellacristi y Sweet Danzing que al final la escoltaron, agenciando 70”2 para los 1200 metros. Aunque no se puede determinar a ciencia cierta, quizás ese esfuerzo que realizó para concretar la victoria en su salida previa le pasó factura para esa ocasión, pero lo cierto es que su propietario de inmediato decidió su retiro definitivo de las pistas.

 

Su campaña se resume numéricamente así: 14 triunfos en 35 actuaciones (de ellos cuatro clásicos y cuatro copas), completando con 5 segundos, 3 terceros, 7 cuartos y seis no figuraciones en pizarra con producción de Bs. 859.037 en premios.

 

Fue enviada inicialmente al Haras La Orlyana y se anunció que sería servida por el semental Biloxi Palace (padre del que sería campeón del caribe en diciembre de ese año, El De Chiné), pero lamentablemente ese producto no se dio. Hasta el momento de escribir estas notas ha dado a tres hijos con campaña pistera: Influencer (2015), Go Vicky Go (2016) y Baby José (2017), todos ganadores, pero siendo realistas ninguno de ellos ha podido emular la calidad corredora de su madre, por lo que seguimos en la espera de algún descendiente que demuestre tanta clase como lo hizo Carontes.

 

Fuentes: Ing. Juan Macedo, Prof. Winston Hernández, www.pedigreequery.com

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, jueves 31 de marzo de 2022

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados