Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta

El De Charly

(Ven, 1986, Irish Breeze en Lindrama por Amber Rama)

Por Juan Macedo

 

La historia hípica venezolana esta llena de purasangres que, debido a su precocidad, fueron protagonistas importantes en un momento dado. Un caso “sina que non” fue El De Charly, un alazán que nació el 6 de enero del año 1986 en las llanuras barinenses del Haras El Guamito del Sr. Juan Carlos Alzaibar Belfort, fue vendido en subasta publica por apenas 110 mil bolívares al Sr. Ernesto Meier García para lucir la chaquetilla verde y naranja del Stud Santa Bárbara.

 

 

El descendiente de Irish Breeze fue alojado en el Centro de Entrenamiento Valencia donde el entrenador Carlos Urrutia se encargó de su doma y cuidados, realizando una destacada e innegable labor. Debutó el 26 de junio de 1988 en el Hipódromo Nacional de Valencia con la monta de Pedro Flores y en recorrido de 800 metros, donde logró un deslumbrante triunfo con ventaja de 8 cuerpos sobre Anunciante y agenciando tiempo record de 45”1

 

Debido a esa gran demostración, sus propietarios deciden asumir el riesgo y viajar al Hipódromo La Rinconada para participar en los 1200 metros de la Copa Grano de Oro a escenificarse el 10 de julio y con la monta de Frederick Römer. En una extraordinaria exhibición, su jinete no lo desgastó en la pelea durante los metros iniciales y aprovechó la baranda al girar el codo final para ganar terreno e irse de un viaje a dominar la competencia y mantener su invicto, dejando a Randy en el segundo a 7 ¼ cuerpos, dejando tiempo de 74”, convirtiéndose así en el primer invasor que desde el Hipódromo Nacional de Valencia viene a ga­nar una selectiva a los dos años.

 

Expone su invicto el 20 de agosto en los seis furlones del Clásico Victoreado pero cae con todos los honores ante Randy, que pudo superarlo por pescuezo. Luego participa en la Copa Henrique Toledo Trujillo con la monta de “El DiabloÁngel Francisco Parra obteniendo una gran victoria a expensas de Montaraz que quedó a 1 ¼ cuerpos, agenciando 72”4 para los 1200 metros. El 16 de septiembre regresa a la pista del Hipódromo Nacional de Valencia con la monta de Pedro Celestino Yánez triunfando fácilmente con ventaja de 6 ½ cuerpos sobre Straker, parando el reloj en 73” exactos para los 1200 metros.

 

Dada la calidad mostrada por el nieto de Irish Ruler, sus propietarios deciden “mudarlo” a La Rinconada, alojándolo en la cuadra de Nerio Vargas Ruiz para estrenarse el 24 de septiembre en los 1400 metros del Clásico Albert H. Cipriani con la monta de su hermano José Luis Vargas Ruiz, donde nuevamente Randy fue su verdugo, quedando a 1 ¼ cuerpos. Dos semanas después, el 8 de octubre, El De Charly entregaba otro recital de calidad al superar por 3 cuerpos a Azócar en la Copa Nicolás de las Casas dejando marca de 86”4 para los siete furlones.

 

 

El 23 de octubre el pupilo del Santa Bárbara impuso completa superioridad desde la partida y se adjudicó fácilmente el Clásico Antonio José de Sucre con ventaja de 3 ¼ cuerpos sobre Bad Boy y Randy, así complicando la elección del mejor de la generación.

 

 

 

El 11 de diciembre, en la milla del Clásico Comparación, era definitorio: ¡El De Charly Vs. Randy¡ Aunque se escucharon rumores sobre una supuesta lesión de El De Charly en una mano, el veloz alazán se hizo de la partida tomando el control en los primeros metros hasta el inicio de la recta final donde parecía entregado, pero sacó a relucir su gallardía para mantenerse en la lucha resistiendo el avance de su Némesis Randy por fuera y no fue sino en los últimos 100 metros cuando el irreverente Azócar en sensacional atropellada logra darle alcance para ganar una gran carrera, quedando El De Charly en el segundo a 1 ¼ cuerpos. Salomonicamente el Titulo de Campeón Dosañero fue compartido entre El De Charly y Randy.

 

Lamentablemente El De Charly fue afectado por problemas físicos que no solo lo alejaron de las pistas, sino que mermaron su capacidad física. Reapareció el 22 de julio de 1989 en los 1600 metros de la Copa Revista La Fusta con la monta de Pedro Monterrey realizando una aceptable actuación al quedar cuarto a 4 ½ cuerpos de Rojo, pero en su siguiente carrera, en los 2000 metros de la Copa Julián Abdala con José Luis Vargas up, fracasa estrepitosamente al llegar octavo muy lejos de Gran Edward. Vuelve a intentarlo esta vez ante el máximo lote de ganadores, pero apenas puede figurar quinto a 28 cuerpos de Vino Veritas. Durante su obligado descanso para recuperarse de las lesiones que hicieron crisis pasó a la cuadra de José Armando Contreras, para reaparecer el 31 de marzo de 1990 en la Copa José Luis Andrade con la monta de “El NegroJesús Márquez, pero hizo una carrera decepcionante al llegar fuera de carrera en carrera que se anotó Santón. Durante 1991 corrió en tres oportunidades en el Hipódromo de Valencia sin pena ni gloria para ser definitivamente retirado de las pistas venezolanos.

 

El De Charly cumplió una corta campaña de 18 actuaciones, en los cuales un total de seis laureles, además de tres segundos, un cuarto y un quinto lugar, acumulando en premios la cantidad de Bs. 2.188.440 en metálico. Fue enviado al Haras Casablanca de la Sra. Gladys Josefina de Rodríguez, un pequeño recinto de cría ubicado en el Estado Carabobo, donde recibió algunas oportunidades, destacando con ganadores como Brillo, Doña Sandra, Dra. Yrama, Queen Loise y Charly One. Extraoficialmente se tiene la información que murió a finales del año 1997.

 

Fuentes: Revista Gaceta Hípica, Sr. Pedro Flores.

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, jueves 28 de octubre de 2010

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados