Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta:

El Nevado

(Ven, 2004, Ottawa en Que Delirio por Sefa's Ivor)

Por Juan Macedo

 

Grandes corredores en el Hipismo Valenciano trataron de obtener las tres joyas de la Triple Corona Local sin éxito. No fue hasta el año 2006 cuando apareció el tordillo Joyful Minister que se encargó de acabar con el paradigma y coronarse como el primer Triplecoronado. Lo inesperado fue contar con un segundo triplecoronado al año siguiente: El Nevado, un castaño que nació el 2 de marzo de 2004 en el Haras El Peñón, descendiente en su línea materna de la notable Despoina, matrona nativa que ha destacado enormemente al paso del tiempo en nuestro país.

 

 

Fue enviado a la cuadra de Gustavo Amaya donde finalmente fue adquirido casi en su totalidad por el Sr. Isnaldo Freites para lucir la chaquetilla verde con circulo blanco del Stud Los Andrés en el ovalo de Cabriales. Bajo el entrenamiento de Gustavo Amaya, El Nevado debutó el 10 de agosto de 2006 con la monta de Carlos J. Magallanes en recorrido de un kilómetro, donde pudo batir con cabeza de ventaja al promisor Hot Prospect, dejando crono de 60”1. Fue el 1 de septiembre cuando El Nevado logró su primer triunfo selectivo, en la Copa Reinaldo Hernández Rosal, donde cruzó la meta con 4 cuerpos de ventaja sobre El Mimito agenciando 66”1 para los 1100 metros.

 

 

Tres semanas después pierde su invicto, en el Clásico Asoproval, donde Hot Prospect lo derrotó con un cuerpo de ventaja. Pero el 25 de octubre, ahora con la monta de Álvaro Finol, El Nevado se vengó y le sacó 3 cuerpos de ventaja a Hot Prospect en los 1300 metros del Clásico Teodoro Gubaira registrando 78”4.

 

 

El 30 de noviembre, Hot Prospect nuevamente derrotó al hijo de Ottawa (que fue conducido por Leonel Reyes Ramos) con 1 ½ cuerpos de ventaja en el Clásico Jockey Club de Valencia. Pero El Nevado demostró que era el líder de la generación y obtener el Titulo local de Campeón Dosañero en los 1400 metros del Clásico Clausura donde agenció 85” exactos para derrotar a Hot Prospect con ventaja de 1 ½ cuerpos.

 

 

Para el 11 de enero de 2007, El Nevado guiado por Emisael José Jaramillo derrotó con facilidad con ventaja de 2 cuerpos a El Mimito, Hot Prospect, y Kovalev, recorriendo los 1400 metros del Clásico Inauguración en tiempo de 85 segundos exactos. El 8 de febrero batió en buena lid a Miss Arbolaria con ¾ cuerpos en los 1200 metros de la Copa Tintoreto que recorrió en 73” exactos. Ese fue el inicio de una gran racha triunfal que desencadenará en su registro en el libro de récords del hipismo regional.

 

 

La Copa Club Hípico del estado Carabobo en 1400 metros escenificado el 8 de marzo fue la continuación de la racha de El Nevado, que derrotó con 4 ¼ cuerpos a Kovalev agenciando 85” exactos. Luego el 20 de abril el nieto de Deputy Minister logró imponerse frente a sus contrincantes en la disputa de la Copa José Antonio Gubaira en distancia de 1400 metros y bajo el mandato de Emisael Jaramillo escoltándole a 1 ½ cuerpos El Mimito y Mr. Guerrero.

 

 

 

El 11 de mayo El Nevado, después de superar una mala partida, no confrontó problemas para apoderarse de la punta y totalizar 86”3 en los 1400 metros del Clásico Universidad de Carabobo, primer peldaño de la Triple Corona local, cruzando la meta con 8 ½ cuerpos de ventaja sobre Mr. Guerrero. Para el 1 de junio se corrió el segundo peldaño, el Clásico José Rafael Pocaterra en 1800 metros, donde el hijo de Ottawa logró contundentemente triunfar con 2 ¾ cuerpos de ventaja sobre El Mimito, agenciando 116”1.

 

 

A un paso de emular la gesta de Joyful Minister, todas las miradas se centran en El Nevado y el momento histórico se avecinó el 22 de junio en el Hipódromo de Valencia, en el marco del Clásico Bartolomé Salom en distancia de 2000 metros. Fue un triunfo aplastante, 15 largos de ventaja sobre Prince Edward, dejando un excelente crono de 124”4 para el recorrido. De esa forma completó las tres joyas de la Triple Corona Local y su nombre en letras doradas registrado en el libro de récords del hipismo valenciano.

 

 

El 13 de julio El Nevado se enfrenta por primera vez ante los mejores caballos maduros del HINAVA en el Clásico Círculo de Periodistas Hípicos del estado Carabobo con la monta de Álvaro Finol, pero tuvo que conformarse con el segundo puesto a 8 cuerpos de Mach Two. Eso parecía indicar que algo no estaba bien. Dos semanas después corrió con Rigo Sarmiento en los dos kilómetros del Clásico Natalicio del Libertador donde decepcionó al quedar séptimo a 15 ½ cuerpos de Boby Seraf. El veterano Alfredo León lo llevaría en la Copa Unión de Entrenadores del estado Carabobo pero la situación no cambiaria, fracasando desde el séptimo lugar a 25 cuerpos de Joyful Minister. Días después el Médico Veterinario Reyes Contreras confirmó que una vieja lesión en uno de sus carpos recrudeció y que necesitará un importante reposo para su recuperación, desvaneciendo los sueños que se tenían a corto plazo, entre ellos una posible participación en el Clásico del Caribe.

 

El Nevado reapareció el 14 de diciembre ante el máximo lote común con la monta de José M. Coronel en recorrido de 1200 metros, figurando segundo a 6 ¼ cuerpos de Fast Cape, que nuevamente su verdugo dos semanas después, cuando lo aventajó por 4 ¾ cuerpos.

 

El hijo de Ottawa reapareció con Yoneiro Villalobos el 25 de enero en los 1400 metros de la Copa Huracán Si, pero el veloz Fast Cape nuevamente se adueñó del triunfo dejándolo en el tercer puesto a 7 cuerpos. Regresó al lote común donde figuró tercero a 2 cuerpos de Business Again. Para el 29 de febrero con la monta de Alan Tovar participó en el Clásico Ciudad de Valencia para ocupar el cuarto puesto a 3 ¾ cuerpos de Fast Cape.

 

Luego de solventar sus problemas físicos en sus manos, El Nevado reapareció el 11 de julio con Luis Fontes en los 1400 metros de la Copa Coredos, figurando quinto a 9 ¾ cuerpos de, por supuesto, Fast Cape. Pero el 24 de julio con la monta de Fernando José García mostró un reflejo de su virtuoso pasado pistero cuando figuró segundo a 12 cuerpos de She’s A Lady en los dos kilómetros del Clásico Natalicio del Libertador.

 

Y efectivamente el triple coronado El Nevado reverdeció laureles y se les vino de punta a punta el 5 de septiembre en el Clásico Propietarios Valencianos bajo la acertada conducción de Fernando José García con una ventaja de 8 ¾ cuerpos sobre Mister Lujalo y Water Music, registrando crono de 126”1 para los dos kilómetros. Sus allegados asumieron el riesgo y viajaron 22 de noviembre al Hipódromo La Rinconada para correr en la Copa Vittorio Catanese donde figuró quinto a 11 cuerpos de Paso del Sol.

 

 

Luego de solventarse conflictos que impedían el desarrollo de carreras en el óvalo de Cabriales, El Nevado reapareció el 26 de marzo de 2009 a los cinco años en recorrido de 1400 metros con la monta del entonces aprendiz A. A. Girón figurando cuarto a 11 cuerpos de Rey Latino. Corrió dos veces más sin mostrar nada diferente y sus allegados decidieron enviarlo al Hipódromo de Santa Rita.

 

Ya en la “Tierra del Sol Amada” y bajo los cuidados de Néstor Ferrer, El Nevado reapareció el 30 de julio con la monta de Alberto Gauna, ocupando un decoroso tercer lugar a 9 ½ cuerpos de Draako. Dos semanas después con la monta de Álvaro Finol, en marco del Clásico de la Velocidad, partió con retraso y al final vino con fuerzas para quedar cuarto a 4 ½ cuerpos de Classic Parts. Se pensó que iba a seguir batallando, pero sus siguientes dos carreras comenzaron a indicar todo lo contrario: tercero a 27 cuerpos en el Clásico Tío Cheo y tercero a 17 cuerpos en el Clásico High Security, en ambas ocasiones detrás de Deo Juvante. El Nevado realizó dos carreras más para el olvido y su última actuación (también para el olvido) fue el 3 de diciembre con la monta de Zioenis Prieto cuando quedó décimo muy lejos de Festival.

 

El Nevado completó una campaña de 35 actuaciones de los cuales en 12 ocasiones logró cruzar el disco en ganancia, además de 6 segundos, 5 terceros, 5 cuartos y 2 quintos, acumulando en premios la cantidad de Bs. 406.802. Desconocemos que sucedió con él, ya que no tenemos registros de que tenga descendencia. Esperamos que se encuentre felizmente pastando en algún hato de nuestro país.

 

Fuentes: Revista Hipódromo, www.hipicomputo2000.com

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, jueves 26 de septiembre de 2013

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados