Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta

La Hucha

(Ven, 2001; Special Legend en Lady Peggy por Le Voyageur)

Por Juan Macedo

 

Hay ocasiones donde no hace falta que un purasangre logre un titulo campeonil o innumerables clásicos para que sea la atención de las miradas y el centro de atención. Tampoco hace falta descender de grandes reproductores para ello. En el caso particular de la castaña La Hucha, me remito a su enorme corazón y valentía mostrada a plenitud durante su campaña, a pesar de sus evidentes lesiones. Nacida el 25 de enero de 2001 en los campos turmereños del Haras San Antón del finado Santiago Martínez de la Riva, durante su campaña siempre lució los colores de su criador, la famosa chaquetilla verde con banda transversal amarilla del Stud San Antón.

 

 

Bajo el cuidado de Francisco Fasanaro, La Hucha hizo su debut el 29 de noviembre de 2003 en el óvalo caraqueño con la conducción de Juan José Meza, figurando tercera a 2 ¾ cuerpos de Magic Black.

 

El 25 de enero de 2004 “rompió el maiden” con Daniel Centeno en sus lomos, al derrotar a Tierra Fértil con ½ cuerpo y agenciando 64”0 exactos para los 1100 metros. Luego afrontó una larga pasantía de 9 derrotas en el lote de ganadoras de una carrera sin deslucir en ningún momento. En el ínterin pasó a la cuadra de César Cachazo, quien sería su entrenador hasta el final de su campaña pistera.

 

Su segunda victoria la obtuvo el 28 de agosto a expensas de la veloz Water Proof, sacándole ventaja de 5 cuerpos y agenciando 96” flat para la milla, con la conducción de Yubari García. Fue la primera de una racha de 4 victorias que la catapultaron a los mejores lotes, siempre corriendo entre 1500 y 1900 metros.

 

 

Fue el 28 de noviembre cuando tuvimos la oportunidad de ver a La Hucha por primera vez ante el lote selectivo, fue en los dos kilómetros del Gran Premio Asocrinca, y tras luchar la punta con Danza Latina, al final cedió ante la atropellada de Trefilada para escoltarla a 2 cuerpos. Luego de figurar segunda a ½ cuerpo de Heron Hill, cerró el año derrotando a Danza Latina con 4 cuerpos de ventaja y agenciando 90” exactos para los 1500 metros.

 

La Hucha reapareció el 12 de febrero de 2005 en una carrera para el olvido, pero a la semana participó en los 1400 metros del Clásico Ségula C y demostró de lo que estaba hecha, al figurar segunda a 3 cuerpos de Destreza. Luego de fracasar en el Clásico Eduardo Larrazabal, regresó al lote común con la monta de Darwin Gómez para ganar en gran carrera superando a Hatillana con ½ cuerpo de ventaja y crono de 84”2 para los 1400 metros. Este sería un factor común en sus victorias ¡como le gustaba a La Hucha tener a otro ejemplar al lado para competir!

 

Segunda a cinco cuerpos de Pregúntale en los 1200 metros de la Copa José Luis Fernández, tercera a 4 ¾ cuerpos de Danielle Slew en la Copa Día del Trabajador, segunda a ½ cuerpo de Catira Clásica en la Copa Blondy y nuevamente segunda de Catira Clásica a ¾ cuerpo en el lote común, esas cuatro carreras fueron la antesala del primer triunfo selectivo de la hija del tordillo Special Legend. La Hucha al fin pudo concretar esa victoria el 26 de junio guapeando toda la recta final. Se impuso en bonito estilo en los 1400 metros de la Copa Stillwater con el jinete Santiago González controlando las acciones en los metros finales a pasar del constante acoso de Certeza que debió conformarse con el segundo lugar, dejando crono de 82” exactos.

 

 

Es el momento adecuado para recordar que La Hucha corría con una lesión a la altura del sesamoide del miembro anterior derecho. Este tipo de lesión tiende a crecer hasta que se forma como un pequeño balón, más grande que una pelota de béisbol, que impide la movilidad natural del miembro. Y esta magnífica yegua las corría todas bien sea en distancia corta, intermedia o larga ¡que bárbara!

 

No conforme, el 17 de julio en marco de la Copa Día del Veterinario en 1200 metros, La Hucha triunfó espectacularmente sobre Catira Clásica, donde observamos a Santiago González dar un recital mandando y pegando, haciendo el cambio del fuete en dos oportunidades y abajo estirando su cabalgadura para matar en raya a “la catira”, dejando registro de 69”4.

 

 

Tras figurar segunda a 5 cuerpos de Reinaprado en la Copa Coproca, regresó al lote común con la monta de Álvaro Finol donde nuevamente superó a Catira Clásica en final no apto para cardíacos, parando los cronómetros en 71”4 para los seis furlones. Cerró el año figurando tercera a 3 ½ cuerpos de Nuestra Princesa.

 

Con cinco años a cuestas, La Hucha reapareció el 7 de enero de 2006 ganando a su estilo, en final dramático, con pescuezo de margen sobre Mary Mechi, agenciando 77”1 para los 1300 metros. Después de realizar par de carreras decorosamente, a pesar de sus múltiples problemas que casi la sacan de la cancha pero que gracias a un trabajo extraordinario de César Cachazo y su cuadra que hizo posible que la castaña se mantenga en carrera, el 26 de febrero con la monta de Santiago González triunfó en la Copa Manuel Fonseca de manera cómoda al superar con 4 cuerpos a Blue Secret agenciando 109”1 para los nueve furlones.

 

 

El 19 de marzo, a pesar de quedar algo comprometida en la partida, La Hucha rápidamente salió a acosar pegada a la baranda a la puntera Rutilante y en la ultima curva pasaba a la puntera que no entregaba pero en la recta final la nieta de Le Voyageur se despegó en punta logrando una holgada victoria con 4 cuerpos sobre su escolta Rutilante. Todo esto fue en el marco del Clásico Eduardo Larrazábal en 1600 metros, que recorrió en 96” exactos.

 

 

La Hucha inició una racha de 10 derrotas, en su mayoría sin deslucir, destacando un segundo a 1 ¼ cuerpos de Caracala’s en la Copa Julián Abdala y un tercero a 4 cuerpos de Siete Islas en la Copa Revista Guía Hípica. Fue el 11 de noviembre cuando saboreó nuevamente las mieles del triunfo al superar a Isadora con 1 ¾ cuerpos agenciando 70”2 para los 1200 metros, bajo la conducción del aprendiz Luis Herrera. Dos semanas después figuró tercera a 6 ¼ cuerpos de Mestiza en los 1800 metros del Clásico Fuerzas Aéreas Nacionales.

 

Y fue cuando el 9 de diciembre César Cachazo y Santiago Martínez de la Riva le dieron una nueva oportunidad al aprendiz Luis Herrera de conducir a la cincoañera, esta vez en la Copa Alighieri. Un compromiso de esta magnitud parecía demasiado para el joven jinete, quien lejos de desesperarse por el rápido tren de carrera se trajo a La Hucha por segunda línea en la recta final para imponerse en reñido final sobre Siete Islas, dejando crono de 77” exactos para los 1300 metros.

       

 

 

La última salida de La Hucha en la pista del Hipódromo La Rinconada fue el 22 de diciembre donde ocupó el tercer lugar en la pizarra electrónica a 6 ½ cuerpos de Caracala’s. Así completó una longeva campaña de 50 actuaciones de las cuales en 15 ocasiones logró la victoria, además de obtener 13 segundos, 11 terceros, 2 cuartos y 4 quintos, acumulando en metálico la cantidad de Bs. 321.229.200.

 

Ya la consentida del Stud San Antón no tenía mas nada que demostrar y su destino debía ser la reproducción. Alojada en el Haras San Antón, ha destacado por intermedio de los ganadores Santiago Friend y Calidad, pero se espera que alguno de sus descendientes pueda heredar su corazón y su arrojo.

 

Fuentes: Diario Meridiano, Diario Líder, Diario El Universal, www.hipicomputo2000.com, Revista Hipódromo.

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, viernes 29 de enero de 2016

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados