Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta

Lucifer

(Ven, 1994, Slew Prince en Sounds Great por Stop The Music)

Por Juan Macedo

 

Con regularidad, los propietarios buscan nombres carismáticos, sonoros, para registrar sus pupilos en el Studbook. Pero ese no fue el caso de una potra castaña que nació el 27 de enero de 1994 en el Haras San Isidro que fue adquirida por el Sr. GiuseppeJoeSasson para lucir la chaquetilla blanca con banda naranja y negra del Stud El Águila. Poseedora de una gran belleza pero también de un mal genio como pocos, la hija de Slew Prince fue registrada con el nombre de Lucifer, según producto de una combinación de los nombres de las hijas de su propietario.

 

Alojada en la cuadra de Manuel Azpúrua Aranda, fue todo un dolor de cabeza el proceso de doma. Ni hablar cuando se trató de meterla en el puesto de partida. Su debut en el Hipódromo La Rinconada fue el 22 de septiembre de 1996 con la monta de Richard Bracho, montó un show para cuadrar y cuando se abrieron las puertas del aparato ¡no partió! Regaló tanta ventaja que su jockey la dejó tranquila para finalizar última a 26 cuerpos de Dospordos. “Manuelito” la trabajó tres semanas más y en su siguiente actuación le asignó la monta a Jean Carlos Velásquez, quien la trabajaba a diario. Aunque costó en que entrara al aparato, esta vez no regaló tanta ventaja y logró quedar segunda a 4 cuerpos de Lukaroberta. El 1 de diciembre fue retirada simplemente porque no quiso entrar en el starting gate.

 

El 5 de enero, a pesar que continuaba “metiéndole al loco de frente”, conducida por “El PumitaJosé Luis Rodríguez logró un bonito triunfo al superar con pescuezo de ventaja a Emozione, agenciando 74”3 para los 1200 metros. El 19 de enero “estuvo de buen humor” y dio la campanada al ganar al galope (estando subida de lote) con 5 ¾ cuerpos de ventaja sobre Prima Fabi, dejando crono de 80”1 para los 1300 metros.

 

El 8 de febrero corrió su primera selectiva, la Copa Blondy en 1300 metros, donde fue superada por Riviera que en final dramático logró sacarle un pescuezo de ventaja. Pero fue el 22 de febrero, al escenificarse la Copa Gustavo Ávila, cuando Lucifer se disparó en punta y se hizo inalcanzable, aprovechando la infortunada partida de Synergist que al final atropello para tratar de alcanzar a la nieta de Stop The Music que logró tener las fuerzas suficientes para conservar pescuezo de ventaja, parando el reloj del teletimer en 93”1 para los 1500 metros. Para el 8 de marzo realizó otra brillante actuación, ahora en el Clásico Congreso de la República, solo que los 100 metros adicionales fueron suficientes para caer derrotada por Synergist y ser relegada al tercer lugar a 1 ¾ cuerpos.

 

Luego de sortear problemas físicos, a los cinco meses Lucifer reapareció el 24 de agosto en el lote común, anotándose un fácil triunfo con 4 cuerpos de ventaja sobre Cobra, dejando registro de 71”3 para los 1200 metros. Dos semanas después, en una carrera aparentemente fácil en 1300 metros, corrió negada para quedar séptima a 6 cuerpos de Belinda. Corrió la semana siguiente en los seis furlones de la Copa Lavandera donde no lo hizo del todo mal, aunque sin convencer, al quedar cuarta a 5 cuerpos de Playbill.

 

Nuevamente salió de descanso por un poco más de dos meses y el 29 de noviembre Lucifer reapareció en los 1200 metros de la Copa Julián Abdala, en esta ocasión dejó que Nany Paz tomara la iniciativa desde el momento de ordenarse la partida, pero sin dejarla escapar. A la entrada de la recta final  Lucifer comenzó su remate y luego de luchar cabeza a cabeza con la puntera pasó de viaje para ganar con ventaja de 1 ½ cuerpos sobre Fin de Crisis que en pasada final se apoderó del segundo lugar. El tiempo global de la competencia fue 72”4 para la distancia.

 

Lucifer reapareció el 1 de febrero ante el lote común logrando un buen triunfo (el sexto de su campaña) superando por ¾ cuerpo a Irmarosa, parando los cronómetros en 72”1 para los seis furlones. Dos semanas después, en recorrido de 1300 metros, “se paró en seco” y terminó en el cuarto puesto apenas a 1 ¼ cuerpos de Trezzel. Tras un breve descanso de mes y medio, el 5 de abril reapareció figurando tercera a 3 ½ cuerpos de Aliperti, luego de puntear gran parte del recorrido. El 28 de abril con la monta de Ángel Alciro Castillo participó en los 1200 metros de la Copa Día del Trabajador y en esta ocasión no se paró, se hizo invencible en la punta e incluso su jinete desarmó en los últimos metros para ganar fácilmente con ventaja de 5 ½ cuerpos sobre Aliperti e igualando el record de pista con 69”4, solo que con ½ kilo menos de hándicap.

 

A la semana fue inscrita en la milla de la Copa Inland Voyager y eran evidentes las dudas que tenía la afición a pesar del magnífico triunfo recién obtenido, pero Daniel Centeno se hizo caballero arriba de la hija de Slew Prince y asumió el reto, tomó la punta y se mantuvo firme conteniendo el avance de Emozione (y sus mañas, ya que cargaba hacia adentro) para cruzar la meta con ventaja de 2 cuerpos, parando el teletimer en un fabuloso crono de 96” exactos.

 

Cuando Lucifer fue inscrita en los dos kilómetros de la Copa Mario Mauriello muchas personas, entre conocedores y no tan conocedores, decían que “Manuelito” se había vuelto loco. Pero como dice el viejo adagio hípico “nada mejor que un caballo para hacerte quedar mal”, la nieta de Stop The Music con Ángel Alciro Castillo se fue en punta y cuando Yagualera trató de alcanzarla, era cuando más corría para ganar con ventaja de 3 ¾ cuerpos y agenciando 125”3. Al mes reapareció ante el máximo lote común en recorrido de 1900 metros pero no se entendió con el jockey Emisael Jaramillo para quedar sexta a 10 cuerpos de Yagualera, que cobró venganza.

 

El 19 de julio participó en la milla del Clásico Día de la Armada con la monta de Daniel Centeno pero esta vez no las tuvo todas consigo y finalizó séptima a 7 ¾ cuerpos de Solanda. Recuperada, regresó a las arenas del ovalo de Coche el 16 de agosto con la monta de Ángel Alciro Castillo y luego de luchar con La Burusa en la primera mitad del recorrido, Lucifer tomó la punta y al girar el último codo se escapó para llegar a la meta en primer lugar en la Copa Revista Estudio Hípico con ventaja de 5 cuerpos sobre Leyanna, agenciando 76”4 para los 1300 metros.

 

video

 

El 12 de septiembre fue inscrita en los 1800 metros de la Copa Fetrahípica y con la monta de Richard Bracho nuevamente hizo de las suyas, creciéndose en la punta para ganar muy fácilmente con ventaja de 6 ½ cuerpos sobre Riviera y Yagualera. Pero el 3 de octubre en los 2000 metros del Clásico Burlesco, Lucifer se desinfló (o simplemente no quiso correr en la pista fangosa) y finalizó última muy lejos de Yagualera.

 

Pero a la semana el humor de Lucifer había cambiado y recorrió los 1500 metros de la Copa Revista La Fusta en 90” exactos para ganar al galope la carrera, con ventaja de 8 cuerpos sobre Leyanna. Así se concretó la última carrera oficial en Venezuela de la hija de Slew Prince, a pesar que apareció inscrita en la Copa Segula C, fue retirada ya que se confirmó su traslado a Estados Unidos, con miras a cumplir campaña en los óvalos de Florida.

 

Luego de una etapa de adaptación en la cuadra de Eduardo Azpúrua Jr, Lucifer debutó en Norteamérica el 14 de febrero de 1999 con la monta de Richard Bracho, en los 1200 metros del Silvery Honey S., corrido en Gulfstream Park. Fue una buena actuación ya finalizó quinta a 8 cuerpos de Chip. Luego de paro obligado de 4 meses, reapareció el 14 de junio en los 1200 metros del Maggies Pistol H. con la monta de René Douglas, pero su actuación fue totalmente gris, nunca fue enemiga, quedando última a 17 cuerpos de Noble Robyn.

 

Luego de esa actuación, no se supo más de Lucifer. Se supone que falleció, ya que no hay registros de descendencia en Estados Unidos y tampoco en Venezuela. Y a pesar de no ganar prueba clásica alguna, esta noble castaña se ganó el respeto y cariño de la afición venezolana. Su campaña en Venezuela fue de 23 actuaciones para 12 victorias, 2 segundos, 2 terceros y 2 cuartos, acumulando en premios la cantidad de Bs. 24.548.680. En el Norte solo corrió 2 veces (todas selectivas) para un quinto y US$523 en premios.

 

Fuentes: Sr. Jorge Yanez (foto), Diario El Nacional, www.hipicomputo2000.com

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, jueves 30 de mayo de 2013

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados