Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta

Only Classic

(Ven, 1992, Continuing en Gamura por Brissenden)

Por Juan Macedo

 

Para que un purasangre obtenga durante su vida pisteras dos campeonatos, es que se trata de un ejemplar fuera de lo común. Y para mí la castaña Only Classic sin dudas lo fue. Nació el 29 de marzo de 1992 en las praderas aragüeñas del tradicional Haras Tamanaco, propiedad de la familia Freudman. Fue adquirida por el turfman Francisco Lara García para lucir la clásica chaquetilla a franjas amarillas, verdes y azul del Stud Otacito. El Sr. Manuel Vielma fue el encargado de su cuido y entrenamiento.

 

Luego de un triunfal debut a finales de agosto de 1994, Only Classic participó en los 1200 metros del Clásico Lanzarina con la monta de Jorge Gerardo Bracho donde mostró destellos de su calidad al figurar segunda a 3 ½ cuerpos de My Little Doll. Luego de buenas figuraciones, la hija de Continuing reverdeció laureles el 2 de octubre cuando derrotó con ventaja de 2 ¾ cuerpos a La Pandilla, agenciando 79”4 para los 1300 metros.

 

Luego de figurar cuarta a 8 ¾ cuerpos de My Little Doll en la Copa Manuel Azpúrua Alcántara, segunda a 3 ½ cuerpos de Dancing Bop en el Clásico Edgar Ganteaume y tercera a 2 ½ cuerpos otra vez de Dancing Bop en la Copa Peggy de Azqueta; la nieta de Vaguely Noble participó en los 1400 metros del Clásico Ciudad de Caracas y en gran avance logró dar cuenta de Dancing Bop para aventajarla con 2 ½ cuerpos agenciando 84”4 para el recorrido, complicando la selección de la mejor potranca de la generación.

 

Eso se definió el 3 de diciembre en marco de la Copa Manuel Fonseca cuando nuevamente Only Classic hizo gala de su atropellada para pasar a ganar con ventaja de 2 ¼ cuerpos sobre Coplera dejando crono de 99”1 para la milla. Esta gran exhibición le permitió a la valiente castaña su inscripción en el Clásico Comparación, donde figuró cuarta a 11 cuerpos de Principado. De esta manera se ciñó el Título de Campeona Dosañera.

 

Tras sufrir un cólico, que no pasó a ser más que un susto, Only Classic reapareció el 4 de febrero en los 1500 metros de la Copa Gustavo Ávila de manera sensacional, metiendo ¡11 cuerpos! a su más cercana enemiga, Santera, recorriendo la distancia en 92”1. El 4 de marzo Only Classic nuevamente se vio las caras con Dancing Bop y protagonizaron en el Clásico Congreso de la República un gran duelo que finalizó de manera dramática, sacando la mejor parte la pupila de Manuel Vielma con apenas pescuezo de ventaja sobre la hija de Slewbop, parando los cronómetros en 98”1 para la clásica milla.

 

El 1 de abril continuó la racha triunfal de la nieta de Brissenden cuando logró darle alcance a Our Dancer y pasó a dominar con ventaja de 1 ¾ cuerpos, dejando registro de 97”4 para el recorrido de 1600 metros de la Copa Miss Marena.

 

En su primer intento en los cuatro codos, a Only Classic le fue de maravillas. Como pez en el agua recorrió los 1800 metros de la Copa Cantaura en 112”4 con la conducción de “El JetDouglas Valiente, suficientes para derrotar nuevamente a Our Dancer con ventaja de 6 ¾ cuerpos.

 

El 7 de mayo se dio inicio a la triple corona para potrancas con el Clásico Hipódromo La Rinconada y Only Classic con la monta de Jorge Gerardo Bracho era la favorita indiscutible del público, pero las carreras hay que correrlas y en esta ocasión apareció una Magic Princess crecida que fue capaz de sostenerse en la delantera y cruzar la meta con 1 ½ cuerpos de ventaja sobre la nieta de Brissenden. Así es el hipismo de impredecible. A las tres semanas la pupila de la familia Lara participó en el Clásico Prensa Hípica Nacional y con la magistral conducción de Douglas Valiente fue contundente y derrotó a Estocada con 3 cuerpos de ventaja y crono de 128” exactos para los dos kilómetros.

 

 

El 18 de junio se doblecoronó Only Classic, cuando pasó a ganar en el Clásico General Joaquín Crespo y cruzar la meta con ventaja de 5 ¼ cuerpos sobre Magic Princess, dejando buen registro de 152” flat para la milla y media. Pero no todo podía ser color de rosa, ya que una inesperada lesión sacó de las pistas a la nieta de Vaguely Noble perdiéndose el resto de la programación de 1995. Aun así, su desempeño fue suficiente para lograr su segundo campeonato, el título de Campeona Tresañera.

 

 

Luego de un año Only Classic regresó a la pista de La Rinconada el 22 de junio de 1996 en recorrido de una milla desencantando a los presentes al quedar séptima a 15 cuerpos de Santera. Luego de dos fracasos más, la nieta de Brissenden mostró destellos de su pasado el 10 de agosto cuando figuró segunda a 1 ¾ cuerpos de Impugnable en los dos kilómetros del Clásico Eduardo Larrázabal. Pero fue alegría de tísico. Only Classic continuó su campaña en el óvalo de Coche sin pena ni gloria.

 

Ya cincoañera, sus allegados decidieron llevarla al Hipódromo de Valencia para continuar campaña, bajo el cuidado de Alejandro Ortiz. Fueron seis carreras, con algunas buenas figuraciones como un segundo a 8 cuerpos de Money Plus en el Clásico Hipódromo de Valencia, pero sin saborear nuevamente las mieles del triunfo. Ahí  fue cuando decidieron retirarla de las pistas.

 

La campaña de Only Classic fue la siguiente: un total de 36 actuaciones de los cuales 10 fueron de manera victoriosas (obtenidas en sus primeras 20 salidas), además de 8 segundos, 5 terceros, 7 cuartos y 2 quintos, acumulando Bs. 20.402.830 en metálico. Inició su vida en la cría en el Haras Gran Derby y luego fue adquirida por el Haras Erre Ene, destacando por intermedio de los ganadores The Dani, Il Bambino, El Pavo y Papacai.

 

Fuentes: Revista Gaceta Hípica, Sr. Jaime Casas

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, jueves 29 de septiembre de 2016

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados