Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta

Rebellious

(Ven, 2001, Striding Out en La Kapita por Inland Voyager)

Por Juan Macedo

 

Un purasangre que venció la adversidad producto de las lesiones y demostró sin lugar a dudar ser un campeón en la pista del Hipódromo La Rinconada fue el castaño Rebellious, que nació el 3 de enero de 2001 en el Haras La Giralda y que fue adquirido por el Sr. Víctor Sánchez y el Dr. Luis Ramírez para lucir la chaquetilla negra con circulo morado del Stud Vic-Team. Su cuido y entrenamiento durante toda su campaña pistera estuvo a cargo del Sr. Ricardo D’Ángelo.

 

Una semana antes de debutar Rebellious, el trabajo no era nada llamativo y el cronometrista de turno comentó que el jinete se tuvo que bajar del potro inmediatamente al concluir el ensayo ¿Qué sucedió en carrera el 14 de diciembre de 2003? el descendiente de Striding Out debutó ganando al reverendo galope sacando 9 cuerpos de ventaja sobre Silvery Chévere y agenciando espectacular crono de 63”2 para los 1100 metros, con la monta de Manuel Ángel Meleán. Y todo tiene su razón, ya que el potro tenía problemas en los nudos de sus manos anteriores y tienden a inflamarse después del ejercicio que implica una carrera o un trabajo, pero esa condición fue siempre diligentemente atendida y controlada por el personal de la cuadra.

 

Rebellious reapareció el 5 de enero de 2004 con otro deslumbrante triunfo, esta vez fueron 11 ½ cuerpos que le sacó a su escolta Maravilla Ge, agenciando 68”1 para los 1100 metros. Un mes después conservó su invicto derrotando a Calicantino con 5 ½ cuerpos dejando crono de 75”1 para los 1300 metros. Pero perdió su invicto el 12 de abril con Don Tamao, que lo venció en buena lid con 1 ¼ cuerpos de ventaja.

 

A pesar de la inusitada derrota, Rebellious fue inscrito en la Copa Cañonero con la monta de Ángel Alciro Castillo y demostró con creces la confianza que se le tenía al vencer a Beraja con 3 largos de ventaja y tiempo de 69”3. Mes y medio después volvió a ganar, pero en esta ocasión batió el record de pista para el recorrido de 1300 metros, dejando registro de 74”3, para superar con 5 cuerpos a Amor Latino. Pero el 11 de julio cayó derrotado ante Mediador, figurando tercero a 3 ½ cuerpos. Sus lesiones hicieron crisis y temporalmente fue retirado de las pistas.

 

 

El 6 de noviembre Rebellious reapareció en marco de la Copa Rayo Láser donde derrotó con autoridad a Miguelito Ce con 3 cuerpos de ventaja y agenciando 69”2 para los 1200 metros. Cerró el año con su participación en la milla del Clásico Gradisco figurando decorosamente tercero a 3 cuerpos de Wigusyuldi.

 

 

Nuevamente Rebellious tuvo un largo reposo y reapareció el 8 de mayo de 2005 participando en la Copa Revista Guía Hípica, donde escoltó al veloz Black Slew a 3 cuerpos. Nuevamente estos dos titanes se enfrentan en los 1400 metros de la Copa Revista Hipódromo y el resultado fue similar, ya que Black Slew le sacó 5 cuerpos de ventaja.

 

Una semana después (la única vez que Rebellious corrió seguido) con la monta de César Acosta derrotó a Goes The Clown con 6 cuerpos de ventaja y crono de 81”3 para los 1400 metros. Tres semanas después tuvo una mala partida y al final no pudo con Mr. Tie al que escoltó a 2 ¾ cuerpos. Pero el 28 de agosto Rebellious se reivindicó logró imponer su clase en la Copa Asociación Hípica de Propietarios en recorrido de 1600 metros y con la conducción del astro Ángel Alciro Castillo, doblegando a Amor Cobarde con 6 ¾ cuerpos de ventaja con tiempo final de 93"2.

 

 

El 18 de septiembre Rebellious nuevamente sacó la casta y se anotó el Clásico de los Sprinters cruzando la raya con ventaja de 2 ½ cuerpos sobre Wigusyuldi y parando el teletimer en 68”2 para los seis furlones. Dos semanas después participó en la Copa El Corsario donde fue superado por Tutmosis, que le sacó 1 ¼ cuerpos de ventaja. Cerró el año con un lúcido triunfo a expesas de Don Cote, que sirvió de escolta a 2 ½ cuerpos recorriendo los 1400 metros en 82”3. Su brillante campaña le valió el título de Campeón Sprinter.

 

 

Reapareció el 7 de enero de 2006 con la monta de César Acosta figurando tercero a ½ cuerpo de Mr. Valentín. Tres semanas después fue inscrito en la Copa El Gran Sol, donde se tuvo que conformar con el tercer lugar a 2 ¼ cuerpos de Contador. Pasó dos semanas para volver a ver al nieto de Inland Voyager en carrera, y fue en el Clásico Hylander con la conducción de Edgar Pérez donde dio un recital de calidad al superar a Contador con 4 ½ cuerpos de ventaja y dejando registro de 82”1 para los siete furlones.

 

 

El 19 de marzo nuevamente batió a Contador, esta vez con ventaja de 1 ¾ cuerpos, en el Clásico Socopo agenciando 95”4 para la clásica milla. Tres semanas después fracasó en la Copa Revista Gaceta Hípica desde el quinto lugar (fue subido al cuarto lugar por reglamento) a 7 ¾ cuerpos de Don Cote.

 

 

Luego de un breve receso de mes y medio, Rebellious reapareció el 21 de mayo con la monta de César Acosta, quien tuvo que exigirlo a fondo para superar en final milimétrico a Crisaor y batir el record de pista con registro de 87”1 para los 1500 metros.

 

Tres semanas después participó en la Copa Revista Hipódromo donde fracasó desde el sexto puesto a 3 ½ cuerpos de Colorado Parts, al que tres semanas después batió en gran carrera por ½ cuerpo con la conducción de Yoneiro Villalobos, agenciando 81”4 para los 1400 metros. Con Emisael Jaramillo en su cabalgadura, el nieto de Inland Voyager ganó en buena lid a Boby Seraf con 1 ½ cuerpos de ventaja en marco de la Copa Catire Bello recorriendo los 1200 metros en 69”2, a pesar de quedar comprometido en la partida.

 

 

 

El 10 de septiembre se escenificó el Clásico de los Sprinters, pero no pudo al quedar séptimo a 11 cuerpos de Colorado Parts. Muchos comentarios se tejieron con respecto de la conducción de Emisael Jaramillo. Tres semanas después fue subido César Acosta sobre Rebellious para correr en la Copa Don Fabián, poco era el chance que le daban en las apuestas, pero apenas se abrieron las puertas del aparato de partidas el hijo de Striding Out salió a comandar la carrera, marcó el paso y durmió a sus rivales para imponerse sobre Colorado Parts con 3 cuerpos de ventaja, agenciando 82”2 para los 1400 metros. Y nuevamente Rebellious fue coronado como Campeón Sprinter.

 

 

Cuando se creía que Rebellious había sido retirado de las pistas, a los seis años reapareció el 11 de marzo de 2007 en la milla el Clásico Socopo con la monta de Edgar Pérez, pero el caballo simplemente les dijo que no quería seguir corriendo, quedando en el séptimo a 11 cuerpos de Pro Champion.

 

Rebellious completó una increíble campaña de 29 actuaciones de las cuales en 16 ocasiones cruzó el disco en ganancia, además de 5 segundos, 4 terceros y un cuarto lugar, acumulando en premios la cantidad de Bs. 340.121.000. Retirado definitivamente de las pistas venezolanas Rebellious fue pensionado al Haras La Giralda para cumplir su nuevo rol como semental, pero no dejó ninguna yegua preñada. Se le realizaron los exámenes correspondientes y se detectó un bajo conteo de espermatozoides. Fue enviado al Haras Oropal donde produjo a la ganadora La Rebelde.

 

Actualmente se encuentra pensionado en el Haras La Pradera en espera de mejores oportunidades.

 

Fuentes: Diario Meridiano, Diario Líder, www.hipicomputo2000.com, Revista Hipódromo.

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, sábado 17 de diciembre de 2016

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados