Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta

Sagthun

(Ven, 1996, Sag Harbor en Thundra por Thunder Bold)

Por Juan Macedo

 

La magia que envuelve a los ejemplares que no han conocido la derrota acapara la atención de los hípicos, más si se trata de dosañeros. Esta frase es ideal para iniciar este relato sobre la vida pistera del sensacional Sagthun, un zaino nacido el 6 de febrero de 1996 en el Haras La Parcela de Don Luis Cabrera Umérez, quien tambien fue su entrenador (con el apoyo incondicional de Don Luis Fontes) y propietario, con los colores del Stud María Blanca. Son muchas las condiciones que debe reunir un purasangre para ser catalogado como ídolo, pero estoy seguro que Sagthun las aprobó y con creces.

 

 

Cuando el 12 de julio de 1998 el hijo de Sag Harbor debutó en La Rinconada, muchos pensaron que se trataba de un ejemplar más. De hecho, no era el favorito, ya que la afición se inclinó por Copoco, su compañero de establo, debido a los excelentes aprontes previos a la carrera, sin embargo, el resultado fue contrario al esperado, conducido por César Morón sacó 2 cuerpos de ventaja y agenció 43"4 para los 800 metros. Mantuvo su invicto en una carrera del lote de dosañeros ahora conducido por Brígido M. Nieves donde derrotó a Gran Silvano con 2 cuerpos de ventaja y tiempo de 74" para los 1200 metros, para que el 29 de agosto se anexara la Copa Grano De Oro  por tres cuerpos sobre Strubinger, dejando 72” para los 1200 metros.

 

El 19 de septiembre liquidó a su antojo el Clásico Victoreado, siendo dirigido por su jockey oficial Brígido Nieves, quien apenas apeló al látigo en una sola ocasión y derrotar nuevamente a Strubinger con ventaja amplia de tres cuerpos y registrar 72'' exactos para la ruta de 1.200 metros.

 

 

Mantuvo su invicto en la Copa Juan Carmona, en 1300 metros, donde derrotó por cinco cuerpos a Springfield y Gladstone, cronometrando 79”3 para los 1300 metros. Continúa con su plan hegemónico ante la presente generación dosañera que concurre en el patio caraqueño y galopó sobre Gran Silvano y Lester el Clásico Albert H. Cipriani, que se disputó el 17 de octubre en recorrido de 1.400 metros dejando un excelente 84"4 para el trayecto de 1.400 metros. Vale destacar la compenetración de este ejemplar con Brígido Nieves, quien no sólo es responsable de sus éxitos sino también de su doma, pues jamás se separó del zaino en el Centro de Entrenamiento María Blanca, donde dio los primeros pasos

 

 

 

El 31 de octubre se adjudicó la Copa Henrique Toledo Trujillo, y así conservó su invicto en siete salidas, agenciando 86” para los 1400 metros. Venció a Gran Silvano con facilidad en el Clásico Antonio José de Sucre, disputado el 14 de noviembre en recorrido de 1.400 metros, agenciando crono de 85"3.

 

 

En terminante demostración y de punta a punta, corriendo desde la salida hasta la llegada en parciales más que parejos, Sagthun se consolidó como el mejor de la generación dosañera al ganar el Clásico Comparación el 13 de diciembre. Se trenzó en bonito final con Strubinger, al que venció mostrando clase de gigantescas proporciones. Para que tenga una idea de la calidad de este campeón, conservó el ritmo de carrera de la siguiente manera: los primeros 400 metros en 22"3, siguió en 23"1, continuó en 24"0 y finalizó en 25"0, para totalizar 94”4 en los 1.600 metros, a un quinto del récord de pista vigente en ese entonces que estaba en poder de Jet Prince.

 

 

De esta manera Sagthun es el primer potro en la historia del turf en el óvalo de Coche que se lleva la totalidad de la programación selectiva, siete competencias. Luis Cabrera Umérez, criador y dueño del valioso dosañero, opina que un caballo de esta calidad surge cada 20 años. “Tuve la oportunidad de vivir la historia de Gradisco, ejemplar propiedad de un tío y fue inolvidable. Desde el momento que tomé la decisión de incursionar en la cría, siempre estuve a la búsqueda de un campeón, pero pasaron más de 25 años hasta que ahora llegó Sagthun, del que me siento orgulloso. Es un ejemplar como pocos, tranquilo, que regresa de las carreras sin problemas y se echa en el puesto. Creo que su actitud marca la diferencia con el resto y lo único que deseo es que se mantenga sano”. Cabrera, indicó también que Sagthun intervino en nueve pruebas no por avidez del dinero, sino porque el potro materialmente “lo pedía”, dado el comportamiento en cancha, reconociendo en este aspecto el vital trabajo del entrenador Luis Fontes, su asesor de pista.

 

Reapareciendo el 9 de enero de 1999, Strubinger, aprovechó el handicap de dos kilos y medio que presentó Sagthun, para quitarle el invicto en el Clásico Francisco de Miranda, dejando crono de 95”4 para los 1.600 metros.

                                                                                                               

A pesar de esa derrota, fue trasladado hacia las tierras del Tío Sam, para la cuadra del trainer Carlos Morales Salas. El 27 de marzo debuta en el Opa Locka Stakes en Hialeah Park, sobre distancia de 1.200 metros con una premiación de 30 mil dólares, dirigido por el jockey Ramón Alfredo Domínguez y tras una mala salida, atropelló con gran consistencia para caer en la tercera casilla detrás de September Desert.

 

Pero el 18 de mayo venció en soberbia demostración en el Bahamas Stakes en Hialeah Park, superando por dos cuerpos y tres cuartos a San Gennaro, con marca de 84”3 para la ruta de 1.400 metros. Fue dirigido por el jockey Abdiel Toribio. Pero el sábado 8 de mayo, en el Hirsch Jacobs Stakes escenificado en el hipódromo de Pimlico, defeccionó llegando sexto a seis cuerpos del ganador Erlton. Al terminar la carrera se le detectó una lesión en un casco que lo retira momentáneamente de las pistas.

 

 

Diez meses después, el 9 de marzo del 2000, reaparece en Gulfstream Park en un Allowance, pero ya el caballo no es el mismo y llega noveno a 18 cuerpos. Participa en otras cuatro carreras (incluyendo en el Primal Stakes donde llega quinto muy lejos, a falta de otros, del ganador Forty One Carats) y deciden traerlo de vuelta a Venezuela donde reapareció exitosamente, el 17 de septiembre del 2000, y convirtiéndose en el nuevo rey de la velocidad tras pasar a dominar en los 25 metros finales por dentro a Tiquititaqui en el Clásico de los Sprinters por ventaja de medio cuerpo, corriendo bajo las órdenes del fusta Rafael Torrealba, dejando estupendo crono de 70”2 para los 1.200 metros de recorrido tras soportar 53 kilos de handicap.

 

 

 

En un intento de nominarlo para la Copa Confraternidad del Caribe, el 8 de octubre, Sagthun corre en 1800 metros una carrera común en el máximo lote, pero cae derrotado ante Dimaggio. Desechan la idea del Confraternidad y se enfocan en el Clásico Jockey Club de Venezuela en la misma distancia, puntea largo trecho pero paga caro el esfuerzo y queda octavo a siete cuerpos de Hercolubus. Dos semanas después, el 17 de diciembre, participa en los 2 kilómetros de la Copa Gradisco y a pesar de la mala partida, no desluce al figurar cuarto a cinco cuerpos de Fast Macau. A pesar de sus últimas carreras, fue beneficiado con el Título de Campeón Sprinter.

                                                                               

Ya como cincoañero, el nieto de Thunder Bold participa en la Copa El Gran Sol escenificada el 21 de enero de 2001 con la monta de Richard Bracho y, a pesar de quedar comprometido en la partida, figura tercero a cuerpo y medio de King Roby y Alighieri. Tres semanas después apenas puede llegar sexto a ocho cuerpos de High Executive en el Clásico Hylander, debido básicamente a las viejas dolencias en los cascos. Tras un descanso prudencial de siete meses en el Haras La Parcela, donde sirvió algunas yeguas, ya en la cuadra de José Gil, Sagthun se prestó a reaparecer en el Clásico de los Sprinters y así tratar de reeditar su éxito del año pasado. Pero Sagthun no pudo, simplemente fracasó ante Príncipe Gris; y Don Luis Cabrera  Umérez entendió que ya el campeón pedía su retiro definitivo de las pistas.

 

De esa forma completó su campaña en Venezuela de 17 actuaciones redondeando 10 triunfos, 2 segundos, un tercero, un cuarto y acumulando la cantidad de Bs. 44.853.300 en premios, mientras que en Norteamérica corrió en 8 ocasiones para una victoria, un tercero y 3 quintos, acumulando US$36.013. De nuevo en el lugar que lo vio nacer, el Haras La Parcela, donde ejerció funciones como reproductor, destacando a traves del Campeón Dosañero Charol, los ganadores clásicos Turquesa y Cristo Fué, los selectivos Centinela, Alicia, Dunia (madre de El Catire), Ahora, Princess Sag, China Giselle, Gran Abarrio, La Vika y Saygón, además de los ganadores Max Wolf, Vals, Sag Sag, Ciclón, Gascón, Thun Thun, King Sag, Thunsag, Gragea, Oro Cochano, Suerte, Tenor, Juliamat, Sagseda, Super Sag, Nora (madre de Simpática), Sagyón, Sagsi, Silverio, El Curro, Tanino, Tahur, Ilusión, Gracia, Gran Honor, Sweet Valentina, entre otros. En la tarde del martes 17 de abril de 2012 Sagthun murió en el Haras La Parcela víctima de un fulminante cólico.

 

Fuentes: Diario El Nacional, Diario El Universal, Revista Hipódromo, Sr. Luis Cabrera Umérez, www.hipicomputo2000.com.

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, jueves 16 de Marzo de 2006

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados