Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta

Water Music

(Ven, 2002, Water Poet en Meadowmusic por Meadowlake)

Por Juan Macedo

 

No son muchos los purasangres que a pesar de ser grandes animadores en el escenario hípico, no ganan la simpatía del aficionado asistente a las tribunas del hipódromo, pero su pedigree y su desempeño les permite ser probados en la cría, con resultados exitosos. Uno de ellos es Water Music, castaño nacido en el Haras San Isidro el 26 de abril de 2002. Adquirido de manera privada por el Sr. Juan Moreno González, fue enviado al Hipódromo La Rinconada donde luciría los colores a cuadros azules, rojos y blancos del tradicional Stud Quita y Pon.

 

Bajo los cuidados de Don Antonio Bellardi, Water Music debutó a los tres años. Fue el 6 de febrero con la monta de “RoyRogers Rengifo en distancia de 1100 metros figurando quinto a 2 ½ cuerpos de Money Ocean. Con 21 días más de entrenamiento y ajustes, el nieto de Meadowlake realizó una brillante actuación al sacar ¡10 cuerpos! de ventaja sobre su escolta Full Fager, agenciando 70”1 para los seis furlones.

 

Luego de fracasar desde el séptimo lugar a 12 cuerpos de Azkabán, el hijo de Water Poet logró hilar una racha de tres victorias (superando a buenos corredores como Back to Back, Lord Enzo y Bienaventurado) que lo ponen como aspirante para la Triple Corona Nacional. Fue el 15 de mayo cuando se corrió el Clásico José Antonio Páez, primer paso de la Triple Corona, donde el triunfo correspondió a Polo Grounds, mientras que Water Music se conformaba con el tercer lugar a 12 cuerpos. En el segundo paso, Clásico Cría Nacional, el pupilo de Antonio Bellardi apenas pudo ocupar la sexta casilla a 18 cuerpos de Polo Grounds. No está demás indicar que Polo Grounds logró triplecoronarse. Water Music esquivó el tercer paso y participó en el lote común con la monta de Angel Alciro Castillo donde logró un fácil triunfo con ventaja de 3 cuerpos sobre El de Enrique, agenciando 111”2 para los nueve furlones.

 

 

Luego no pudo ante New Sensation, figurando cuarto a 4 ½ cuerpos. Participó en el Clásico Guardia Nacional de Venezuela con la monta de Rogers Rengifo para ocupar el tercer puesto a 9 ¾ cuerpos de Polo Grounds.

 

El 18 de agosto con la monta de Emisael Jaramillo el hijo de Water Poet hizo de las suyas y se anotó un cómodo triunfo sacando 5 ¾ cuerpos de ventaja a Bekele en el Clásico Millard Ziadie, dejando crono de 109”3 para los 1800 metros. Dos semanas después participó en la Copa Invitacional del Caribe donde protagonizó un bonito final que favoreció a Wild Water, quedando el nieto de Sadler’s Wells a ¾ cuerpos en el lugar de escolta.

 

 

El 11 de septiembre Water Music hizo suya la Copa Rafael Guerra al derrotar a King Fire con 1 ¼ cuerpos de ventaja agenciando 109”4 en los 1800 metros del recorrido. Un mes después participó en el Clásico Jockey Club de Venezuela donde tuvo un bonito duelo con Sibarita, al que escoltó a ½ cuerpo. Su notable desempeño le permitió un cupo para viajar a Puerto Rico y participar en el Clásico Internacional del Caribe efectuado el 4 de diciembre con la monta de Angel Alciro Castillo, donde no fue ni la sombra de lo que había demostrado y fracasó estrepitosamente quedando noveno a 22 cuerpos del boricua Borrascoso.

 

 

Water Music reapareció el 19 de febrero de 2006 en marco del Clásico Hylander, donde realizó una buena actuación al figurar tercero a 5 cuerpos del veloz Rebellious. Regresó al lote común donde derrotó dramáticamente al rendidor Lord Enzo por apenas ½ cuerpo, agenciando 110”3 para los 1800 metros.

 

El 26 de marzo Water Music demostró que atravesaba su mejor momento y galopó con facilidad el Clásico José María Vargas con 8 cuerpos de ventaja sobre Ahínco, volviendo esta vez a las manos de Emisael Jaramillo, con quien sin ningún tipo de tropiezos lució mucho más maduro y dio visos de gran superioridad, al menos ante los ejemplares que debió enfrentar. Dejó crono de 122” exactos para los dos kilómetros del recorrido.

 

 

La milla y media del Clásico Presidente de la República fueron muy largos para Water Music, hecho que aprovechó Continental para superarlo con 2 cuerpos. Regresó al lote común, esta vez conducido por Rigo Sarmiento, pero no pudo al quedar segundo a 2 cuerpos de Lord Enzo. Pero el 25 de junio se reivindicó con la monta de Richard Bracho que lo llevó a la victoria con ventaja de 1 ½ cuerpos sobre Money Brilliant en la escenificación del Clásico Día del Ejército, agenciando un fabuloso crono de 121” flat para los 2000 metros.

 

 

Al mes, Water Music decepciona en el lote común al ocupar la tercera casilla a 6 cuerpos de Lord Enzo, pero sus allegados tiene mucha fe en su pupilo y fue inscrito para participar el 27 de agosto en el Clásico Propietarios La Rinconada, donde protagonizó uno de los finales más emotivos de la década, siendo el norteamericano (con campaña en México) Canoa el que logró sacar cabeza de ventaja para superar al hijo de Water Poet, además de Blazing Free y Lord Enzo. Luego de figurar quinto a 9 cuerpos de Papa Lucas en la Copa de Oro de Venezuela y séptimo a 10 cuerpos de Gran Estefanía en el Clásico Simón Bolívar, regresó al lote común para obtener su victoria número 11 con la monta de Emisael Jaramillo, sacando 3 ½ cuerpos de ventaja sobre Mikado y dejando crono de 81”2 para los siete furlones. Cerró el año con un decoroso tercer puesto a 1 ¼ cuerpos de Patiquín en marco de la Copa Juan Vicente Gómez.

 

Water Music reapareció el 14 de enero de 2007 con Emisael Jaramillo up figurando segundo a ½ cuerpo de Don Eusebio. Dos semanas después participó en la Copa El Gran Sol, topándose nuevamente con Don Eusebio que le relegó al lugar de escolta a 1 ¾ cuerpos. Una lesión lo saca de la programación selectiva del primer trimestre.

 

El 27 de mayo reapareció sin pena ni gloria en carrera ganada por The Happy Angel. Luego figuró tercero a 4 ¾ cuerpos de Mr. Heraclio y otro tercero a 4 ¼ cuerpos de New Champion en la Copa Revista Hipódromo. Regresó al lote común y ¡por fin! reverdeció laureles al derrotar con ventaja de 4 cuerpos a Magnate agenciando 92”1 para los 1500 metros. Participó en el Clásico Guardia Nacional de Venezuela con la conducción de Leonel Reyes Ramos realizando buena carrera al quedar cuarto a 3 cuerpos de New Champion. No pasó una semana cuando se hizo de la partida en la Copa Catire Bello, donde sacó a relucir una atropellada bestial para superar a The Happy Angel con un cuerpo de ventaja y dejando registro de 72” exactos para los seis furlones.

 

 

Water Music participó en el Clásico de los Sprinters (ocupando el cuarto lugar a 5 cuerpos del norteamericano Dr. Fox), la Copa Don Fabián (tercero a un cuerpo de Patiquín) y la Copa Asociación Hípica de Propietarios (tercero a 2 cuerpos de Patiquín), luego volvió a figurar tercero pero en una carrera del lote común (a 4 cuerpos de Hedonista) cuando el 28 de octubre con la monta del entonces aprendiz José M. Coronel ganó en buena lid superando con 3 cuerpos de ventaja a Colorado Parts, agenciando 90”2 para los 1500 metros.

 

Dos semanas después corrió en el Clásico Gradisco con Emisael Jaramillo up donde realizó una decorosa carrera quedando sexto apenas a 2 ¾ cuerpos de Fleming, cerrando el año con su participación en el Clásico Burlesco, una carrera para el olvido.

 

Con seis años a cuestas, Water Music reapareció en la Copa El Gran Sol figurando cuarto a 8 cuerpos de Oro Sólido. El 17 de febrero estrenó colores (Stud Circo Big: chaquetilla naranja) y entrenador (Aldo Traversa) en el Clásico Hylander, quedando octavo a 6 ¼ cuerpos de Magno Ejemplo.

 

Sus allegados decidieron continuar su campaña pistera en el Hipódromo Nacional de Valencia, lo que requirió la sapiencia de Reynolds Betancourt en el cuido de purasangres. Fue en el Clásico Ciudad de Valencia cuando se estrenó en el coso de cabriales, figurando sexto a 8 ½ cuerpos de Fast Cape. Corrió cinco veces más, incluyendo dos victorias en el lote común y un tercer lugar a 11 cuerpos de El Nevado en el Clásico Propietarios Valencianos. Fue enviado al Hipódromo  de Santa Rita (ubicado en el estado Zulia) exclusivamente a participar en el Clásico Nuestra Señora de la Chiquinquirá con la monta de Rogers Rengifo donde triunfó Paso Alegre y el descendiente de Water Poet discretamente figuró cuarto a 20 cuerpos.

 

A los 7 años corrió en diez ocasiones, en una ocasión saboreó las mieles del triunfo. Fue el 26 de julio de 2009 con la monta de Billy Cádiz cuando superó a Bandoneón con 6 ¾ cuerpos de ventaja y agenciando 111”4 para los 1800 metros. En las otras salidas logró buenas figuraciones, como un tercer lugar a 16 cuerpos de Lord Dominguín en el Clásico Propietarios Valencianos.

 

Con ocho años, Water Music corrió 4 veces más, finalizando su campaña el 19 de febrero de 2010 con Brett Parra up, figurando segundo a 3 ¼ cuerpos de King Champion en marco de la Copa El Nevado.

 

En resumidas cuentas, Water Music completó una extensa campaña de 65 salidas a las pistas venezolanas (sin incluir su participación en Puerto Rico) donde logró ganar en 17 ocasiones, además de 11 segundos, 14 terceros, 6 cuartos y 7 quintos, acumulando en premios la cantidad de Bs. 553.459.

 

Fue negociado a la cría, siendo su nuevo hogar el Haras Tamanaco. En su nuevo rol ha destacado por intermedio de los selectivos Miss Craker, Piotime, Girlfriend, Princess Gabriela y Mr. Brady, además de los ganadores Alfa Queen, Franrunner, Apoteósico, Candy Water, El Chuchube, La Tía Naty y Tinjaca.

 

Fuentes: Revista ¡Hipódromo!, Diario Líder en Deportes, Diario Meridiano.

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, sábado 23 de diciembre de 2017

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados