Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta

Blinking

(Ing, 1967, Bleep-Bleep en Lucky Olive por Delirium)

Por Juan Macedo

 

Ciertamente el zaino Blinking nunca tuvo la imagen de ídolo o de imán de taquilla, aunque demostró ser uno de los ejemplares más rápidos que haya pisado la pista del Hipódromo La Rinconada en toda su historia.

 

Este hijo de Bleep-Bleep nació en Inglaterra en el año 1967 y en su país de origen ganó el Mayplate Stakes iniciando el mitin de primavera en Newmarket, dejando para entonces una magnífica impresión. Seguidamente ganó el Tattersalls Yorkshire Stakes en York; luego fue llevado a Ascot, donde disputó una importante carrera, el New Stakes, donde llegó segundo corriendo contra buenos caballos. A continuación entro tercero en el Prince of Wales Stakes y finalmente, fue tercero en Ascot, disputando el Cornwalls Stakes, otra importante carrera, concluyendo su campaña en Inglaterra.

 

 

Fue importado para realizar campaña en Venezuela por el Dr. Carlos Ernesto Stelling y el Sr. Alberto Ruiz Roffe para lucir la chaquetilla rosada y gris del Stud MFS y fue alojado en la cuadra de JesúsTitoPérez.

 

El enorme potro de 505 kilos realiza su debut en la arena caraqueña el 14 de marzo de 1970 ante el lote de la 9º serie de importados en recorrido de 1200 metros y con la monta de “El MudoJesús Rodríguezrompió el maiden” de punta a punta y con ventaja de 8 cuerpos sobre Nutation agenciando 72”3. Tres semanas después mantuvo su invicto en la 8º serie, triunfando más fácilmente, esta vez por 11 cuerpos, sobre Tefcros, en crono de 71”3 para los seis furlones.

 

El 2 de mayo con Manuel Lira up sigue su racha triunfal ante el lote de la 7º serie, esta vez 9 cuerpos de ventaja sobre el inglés Motet recorriendo los 1300 metros en 78”2. Regresa a sus bridas Jesús Rodriguez que se encarga de llevarlo nuevamente a la victoria en la 6º serie, siete cuerpos sobre Makinroy y agenciando un fabuloso 83”3 para los siete furlones.

 

El 30 de mayo, ya en la 5º serie, derrota cómodamente a Flower Man con ventaja de nueve cuerpos y tiempo de 77”1 para los 1300 metros, continuando su invicto con Jesús Rodríguez, ya con seis triunfos, cuando venció por margen de 3 ¾ cuerpos al inglés Floretti, con handicap de 55 kilos, agenciando 84” exactos para los siete furlones. Curiosamente sus seis triunfos fueron un día sábado

 

Pero, inesperadamente, el domingo 28 de junio, Blinking fracasa estrepitosamente ocupando el octavo lugar a 16 cuerpos de Estense (que luego fue bajado al segundo lugar por molestar al ganador oficial Flower Man), pero el nieto de Delirium terminó bastante mal la carrera y daba la impresión de que sentía dolor en las paletas. Los exámenes radiológicos no revelaron en Blinking ninguna lesión seria, aparte de lo que puede ser un principio de infosura, según apreció en su momento el Dr. Eduardo Larrazábal. El diagnóstico fue que Blinking presentó congestionamiento en los cascos de ambas manos, enfermedad común y que fue contraída por el animal en forma casual.

 

Tuvo un obligado descanso, siendo debidamente llevado y recomenzado su entrenamiento entre trote y galope suave, con vista a una campaña futura mas conservadora. Reapareció cuatro meses después, el 03 de octubre, con la monta de Jesús Rodríguez y distancia de 1200 metros, ante el lote de la 4º serie, viéndose muy bien al triunfar con ventaja de 2 ¾ cuerpos sobre el peruano Landlord, dejando marca de 72”4 para los seis furlones.

 

Tres semanas después, con el descargo que le proporcionaba el aprendiz Silvio Rovero, derrotó a Floretti con ventaja de 2 ¼ cuerpos y crono oficial de 84”4 para los 1400 metros. Subido a la 2º serie, el 1 de noviembre, aventaja por 4 ½ cuerpos a Only You dejando 77” para los 1300 metros para que quince días después relegara al segundo lugar a otro notable velocista, el norteamericano Outsville, a 2 cuerpos, necesitando agenciar un notable 82”3 para los siete furlones.

 

Inicia el año 1971 y el zaino Blinking lo hace de manera triunfal con Jesús Rodríguez, fue el 24 de enero, dejando al argentino Maravilloso a cuatro cuerpos en el segundo lugar, agenciando 77” exactos para los 1300 metros. Una semana después sus allegados deciden probarlo por primera vez en milla y buscando el descargo del aprendiz José R. Castro, cae derrotado por segunda vez en su campaña por apenas ½ cuerpo del argentino Kokotito.

 

Pero el 28 de febrero se reivindicó ante el ávido público espectador del Hipódromo La Rinconada, enfrentando a los más veloces y derrotándolos en una gran carrera que fue los 1200 metros del Clásico de los Sprinters, agenciando 71”1 conducido por Jesús Rodríguez y sacando ventaja de ¾ cuerpos a Outsville, además de relegar a otros grandes corredores como Kokotito, Landlord y Maravilloso, entre otros.

 

Sus problemas en los cascos continuaron interrumpiendo su campaña, reapareciendo el 25 de abril ante el máximo lote con la monta de su jinete oficial Jesús Rodríguez, superando a Maravilloso por ½ cuerpo. Un mes después cae derrotado por tercera vez, esta vez ante Landlord, quedando en el tercer lugar a 2 cuerpos. Pero esta vez sus problemas hicieron crisis y truncaron su campaña de forma definitiva, siendo esa derrota su última carrera.

 

Tengo entendido, sin confirmar, que sufrió un severo ataque de infosura que le produjo la muerte. Lo único que puedo asegurar de ese veloz corredor es que realizó una corta campaña en La Rinconada de 16 actuaciones de los cuales logró 13 fructíferos triunfos, además de un segundo y un tercer lugar, acumulando en premios la cantidad de Bs. 378,245.

 

Fuentes: Revista Gaceta Hípica, Sr. Jaime Casas.

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, jueves 28 de enero de 2010

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados