Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta:

Rafael Teodoro Chávez

Editado por Abog. Antonio Reneé Blanco

 

Rafael Teodoro Chávez Contreras, nació de Barquisimeto Estado Lara, el 22 de noviembre de 1956. Hijo del periodista hípico larense Rafael Teodoro Chávez Suárez y la locutora Carmen Alicia Contreras Fonseca. Es el mayor de 7 hermanos.

 

Incursionó  en la actividad hípica en el desaparecido hipódromo de Cabudare,  al cabo de tres meses de aprendizaje, debuta ganando con el ejemplar  TIBICUARY.

 

 

Luego de varios triunfos, y habiendo concluido el tercer año de bachillerato le participa a la familia su deseo de entrar a la Escuela de Jinetes de La Rinconada, y fue el 15 de diciembre de 1973 cuando logra su matricula de aprendiz en la Promoción Marino Escobar, y debuta con la yegua UNA DUREZA del entrenador “YeyoJosé Nuñez Rausseo.

 

Su primer triunfo se produjo en una segunda valida, el 17 de Julio de 1974 sobre el ejemplar IVÁN, entrenado por  RafaelTilitoyGómez, derrotando a la línea nacional CAZAGUIRE de Manuel Medina, un triunfo que resultó catastrófico para los a­postadores del 5 y 6.

 

Se graduó de Jinete Profesional el 11 de noviembre de 1977, conduciendo a la Yegua NOT WILLING, en la tercera carrera del jueves nocturno (recordemos que en ese tiempo se hacían reuniones de carreras lo jueves en la noche).

 

 

El 20 de junio de 1976 siendo aun jinete aprendiz, conquistó lo que para él ha sido la máxima satisfacción profesional, la victoria con NISO en el Clásico Ministerio de Agricultura y Cría, segundo paso de la triple corona venezolana,  en 2000 metros superando a DOBLE R por un cuerpo, en tiempo de 126” exactos, en linda carrera donde el muchacho salió o pelear desde la partida y a puro arreo sin usar el látigo, contuvo a todos sus enemigos a lo largo de la prueba, en una soberbia actuación para caballo y jinete.

 

 

El 19 de abril de 1977 logra conquistar en los lomos del caballo NISO el Clásico Presidente de la República derrotando a al caballo SWING por 1 ½ cuerpos, agenciando tiempo de 159” para los 2400 metros.

 

 

Triunfó cinco días después el 24 de abril de 1977 en la Copa Revista Hipódromo con el caballo NISO, superando por cabeza al caballo DOBLE R en 2000 metros y el 27 de mayo del mismo año 1977, en otra gran demostración como jinete aprendiz, a puro arreo se anotó la Copa Gaceta Hípica donde hizo reaccionar al caballo NISO en los metros finales y alcanzar al caballo VICTORIOSO superándolo por la mínima diferencia y en tiempo de 127”4 para los 2000 metros.

 

 

Ya como jinete profesional Rafael T. Chávez logra man­tenerse visitando el recinto de ganadores con cierta regularidad compartiendo con los mejores jinetes de la Rinconada, nuevamente le sonríe la victoria clásica, esta vez con el caballo PLANIFICADOR, en el Clásico Cavepro de 1980, lanzándolo a correr desde los 600 metros finales y con un fuerte avance pegado a la baranda de un viaje logra desplazar al caballo del momento el ejemplar SWEET CANDY, y ganar con facilidad la prueba en 125”1 para los 2000 metros.

 

 

Rafael Teodoro Chávez tuvo bajo su responsabilidad de manera compartida con el jinete Argenis Rosillo, la cuadra de uno de los mejores entrenadores de todos los tiempos Millard Faris Ziadie. A quien  prestó sus servicios casi como su látigo de confianza, y a quien recuerda de manera jocosa cuando le dijo previo a correr la triple corona con NISO, “Epa muchacha tu tiene pa monta caballa pa que corra la clásica. También fue jinete de la cuadra del entrenador Julio Ayala Coronil, quien también le dio grandes oportunidades e importantes consejos.

 

 

A falta de oportunidades y por razones familiares decide probar suerte en el Hipódromo de Valencia donde con cierta regularidad estaba participando en carreras públicas. Sorpresivamente en una mañana de traqueos, sufre un aparatoso accidente que le ocasionó múltiples fracturas, con lo cual toma la más triste decisión de colgar las botas cuando rondaba los 44 años de edad.

 

 

En la actualidad Rafael T. Chávez, se encuentra en la ciudad de Barquisimeto, alejado un poco de la actividad hípica, comercializando con repuestos para vehículos automotores y  disfrutando de su otro pasatiempo la música, donde ejecuta con buen acierto el piano y el teclado.

 

Fuentes y fotografías: Revista Jockey Pronósticos, Revista Gaceta Hípica, Jinete Rafael Teodoro Chávez.

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, jueves 30 de enero de 2014

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados