Anécdotas Hípicas Venezolanas presenta:

Alfredo Toledo Guerrero

Del Haras Belén para el Stud Saltrón

Por Dr. Luis José Bellera Campi

 

La desaparición física del Dr. Alfredo Toledo Guerrero (evento que sucedió durante la mañana del sábado 10 de mayo de 2014) me anima a escribir estas líneas. Trataré de hacer un ejercicio memorístico sin acudir en mayor medida a fuentes documentales, considerando la prisa que siento en reconocer sus méritos de gran criador de caballos de carrera.

 

En su familia existía esa semilla del hipismo, su padre el Dr. Henrique Toledo Trujillo, médico de larga trayectoria en Venezuela, había formado parte de uno de los gabinetes ministeriales durante el prolongado periodo de gobierno del General Juan Vicente Gómez y quizás inspirado por el ejemplo paterno inició y culminó sus estudios médicos. Al correr del tiempo su legado no estaría en la medicina que no ejerció ni en el campo de las finanzas, su aporte fundamental está ligado a la pasión que lo consumió y a la que se entregó con entusiasmo: a la crianza del caballo de carreras.

   

La divisa del Stud Saltrón desde el Hipódromo de El Paraíso gozaba de gran prestigio: su primera selectiva fue con Telapago (El Hornero en Semiramis III, VEN, 1951) en el Clásico Luisa Cáceres de Arismendi de 1953. Tres años después obtuvo grandes éxitos con Guarenera (Killard en Antofagasta por Muzloom, VEN, 1953, fam 8-a), yegua que tras varios triunfos clásicos fue elevada a la condición de campeona de su generación.

 

Influido por el glamour y la elegancia parisina, desde sus comienzos comprendió al hipismo como una actividad donde se privilegiaba el respeto, la caballerosidad y la decencia.

 

La inauguración del Hipódromo La Rinconada en 1959  revolucionó la industria del purasangre en Venezuela. Surgieron nuevos haras y fue el momento en que el Dr. Alfredo Toledo Guerrero y otros inversionistas decidieron asumir el riesgo de desarrollar bajo parámetros inspirados en standards internacionales varias fincas de cría, tales como los Haras Tocuyito y El Recreo, ambos en el Estado Carabobo. La cría del Purasangre Nacional que había nacido con Burlesco (Knockando en Mary Pickford por Altanero, VEN, 1934, fam A15) treinta años antes en el Haras Mamoncito de la Familia Gómez, daba de esta forma un importante giro hacia la modernidad.

 

Casi simultáneamente nacía el Haras y Clínica Veterinaria San Francisco propiedad de los hermanos Eduardo y Leopoldo Larrazábal. En el interín el Dr. Toledo seguía como propietario de purasangre de caballos, entre sus pupilos destacaron la campeona Bethia y los buenos corredores Voter y Seguidor.

 

En sus comienzos estos haras se hicieron de reproductores importados que en su mayoría habían hecho campaña en el Hipódromo La Rinconada. De la larga lista de estos ejemplares vale la pena citar a algunos de ellos: Gay Glory (Galivanter en Coral Wreath por Chamossaire, GB, 1964, fam 21-a), Top Record (Richer en Trial Run por Fair Trial, ARG, 1962, fam 22-a) y la campeona Bethia (Bonin en Clarbrunne por Claro, ARG, 1966, fam 2-g).

 

Establecidos estos centros de cría, no tardaron en llegar los éxitos. Altivo (Gay Glory en Top Record por Richer, VEN, 1970, fam 22-a) fue el primer ejemplar de gran calidad pistera nacido y criado en el Haras El Recreo, en Montalbán (Edo. Carabobo), poseedor de dos records de pista, logrando implantar un registro para la milla de 95” 4/5.

 

 

El cambio de paradigma trajo consigo el nacimiento de FEDEHARAS (Federación de Haras de Venezuela), asociación de criadores que con un criterio moderno y actualizado se propuso presentar una oferta  tentadora dirigida a quienes participaban en el mercado de purasangres. El tradicional modelo de ACRICA (Asociación de Criadores de Caballos) fundamentado en su polla de potrillos sería pronto substituido por el Gran Premio Selección de FEDEHARAS cuyas primeras versiones contaron con potes multimillonarios.

 

El modelo de crianza que había nacido con Burlesco y que continuó por años fue modernizado. Varios haras no pudieron ajustarse a las exigencias de los cambios y desaparecieron y otros tras aceptar la propuesta, actualizaron sus programas de crianza, mantuvieron su vigencia y se transformaron en centros de cría de notable éxito tal como sucedió con los Haras Karen Sissy-Los Samanes, La Quebrada, Tamanaco, San Isidro y Anamar.

 

Tras el éxito obtenido, el Dr. Toledo adquirió en Argentina a Snow Cold (Snow Cat en La Barrientos por Make Tracks, ARG, 1965, fam 2-g), ejemplar de gran prestigio en su país de origen fundamentado en su triunfo en la Polla de Potrillos de La Plata en 1967. Snow Cold resultó un suceso en la cría venezolana. Fue padre de múltiples ganadores selectivos y entre sus hijos de mayor proyección clásica figuraron: Baklava (en Smorgsie por Uncle Miltie, VEN, 1972, fam 27-a) campeona tresañera en 1.975; Ataca (en Tocuyita por Pray Move, VEN, 1972, fam PPC), Motatán (en Florista por Señor Flors, VEN, 1974, fam 2-n), Miss Cocada (en Cocada por Pechazo, VEN, 1974, fam 19), Conoma (en Room at Holme por Noholme, VEN, 1976, fam 2-d), Los Angeles (en Beaux Arts por Beau Purple, VEN, 1976, fam 1-w), Paraguaipoa (en Suzanne R por Assagai, VEN, 1.976, fam 3-d). Comice (en Cocada por Pechazo, VEN, 1979, fam 19) y Filosa (en Sharp Charger por Native Charger, VEN, 1981, fam 3-e), campeona dosañera en 1983.

 

 

La demanda por los hijos de Snow Cold se hizo notable tras el considerable éxito alcanzado en 1.975 por Ataca y Baklava, integrantes del primer grupo de sus productos. Un hijo de Snow Cold y Top Record alcanzó ese mismo año precio record en la subasta de potrillos celebrada en el Centro de Ventas de La Rinconada.

 

Ante tal perspectiva un nuevo reto se propuso el Dr. Toledo: ampliar sus espacios de cría y fue así como nació el Haras El Bosque, ubicado también en la población de Montalbán (Edo. Carabobo). Las expectativas que generaba el negocio de la cría de purasangres en Venezuela iban en aumento lo que atrajo a un número considerable de inversionistas. Tres empresas de cría de purasangres, dos de ellas  de considerables dimensiones no tardarían en establecerse también en el Estado Carabobo: Haras Los Aguacates, en el sur de Valencia del Dr. Oscar De Guruceaga; Haras Montalbán, también próximo a la población de Montalbán y propiedad del Ing. Fernando Degwitz y el Haras Altamira, de menores dimensiones, contiguo a la población de Bejuma y establecido bajo la tutela del Ing. Manuel Rada.

 

Con una cría pujante, la cifra de nacimientos de potros creciendo cada año y el número de haras en aumento, en 1975, con el apoyo del gobierno nacional se decretó la medida que impedía a ejemplares purasangres nacidos y criados en otros países ser inscritos en pruebas públicas en Venezuela, permitiéndoseles participar solamente cuando se tratara de eventos de categoría internacional. Sobre la industria de la cría del  caballo de carreras en Venezuela recaía, a partir del momento de la ejecución del decreto, la responsabilidad de mantener el espectáculo de las carreras de caballos en el Hipódromo La Rinconada en Caracas y en el Hipódromo de La Limpia en Maracaibo.  

 

Para cubrir la creciente demanda de purasangres comenzaron a producirse importaciones masivas de reproductores que en su mayoría eran adquiridos en los diferentes mercados de purasangres norteamericanos. En 1976 el Dr. Toledo compró en USA a la yegua Mariachi (Princequillo en Black Panic por Better Self, USA, 1963, fam 1-h), preñada por el actual Jefe de Raza Never Bend (Nasrullah en Lalun por Djeddah, USA, 1960, B-I, fam 19-b), ejemplar que en la cría mundial había alcanzado gran notoriedad a través de su hijo, el también Jefe de Raza Mill Reef (Never Bend en Milan Mill por Princequillo, USA, 1968, C-S, fam 22-d) con notable campaña en Europa en 1971 y 1972 y poseedor del nick Nasrullah/Princequillo, el mismo que presentaba el producto en vientre recién adquirido.

 

 

Gelinotte (Never Bend en Mariachi por Princequillo, VEN, 1977, fam 1-h) fue la culminación de todos los esfuerzos y de toda la dedicación del Dr. Alfredo Toledo Guerrero a la cría del purasangre nacional. Su extraordinaria campaña, considerando las competencias, distancias en que participó y el tipo de ejemplares a los que enfrentó, la convirtió en la mejor yegua venezolana de todos los tiempos, superando con claridad a ejemplares  de clase excepcional como lo fueron Segula C (Kentucky Pioneer en Swap Pudding por Swaps, VEN, 1971, fam 9-c), Trinycarol (Velvet Cap en Ormera por Falerno II, VEN, 1979, fam 14-e), Stillwater (Countertrade en Agua Linda por Erudite II, VEN, 1987, fam 2-u) y Bambera (Water Poet en Bella Fabiana por Le Voyageur, VEN, 2006, fam 23-b). Gelinotte conquistó los títulos de Campeona dosañera en 1979. Caballo del año, Yegua del año, Campeona tresañera y Triplecoronada en 1980. Record-horse para el recorrido de 1400 metros: 83”.

 

El Haras El Bosque transformado en un centro de referencia de la cría nacional continuó sus actividades y tras la desaparición de Snow Cold, incorporó en su adrillera un considerable número de sementales entre los que destacaron Motatán (ya mencionado anteriormente), Le Notre (Jardiniere II en Roseland por Branding, ARG, 1965, fam 3-i), Burgeon (Herbager en Penny Mart por Tim Tam, USA, 1970, fam 23-b), Spanish Dagger (Never Bend en Cherimoya por Ribot, USA, 1973, fam 3-d), Indian Good (Incaico en La Palermo por Yatasto, ARG, 1968, fam 19), Get The Axe (The Axe II en Bwamazon Lady por Hail To Reason, USA, 1974, fam 1-o), Ice Cold (Icecapade en Secret Moments por Iron Ruler, USA, 1979, fam 10-a), Pueblo (Nijinsky II en Shinnecock por Tom Fool, USA, 1994, fam 7), Follow On (Blushing Groom en I Will Follow por Herbager, USA, 1989, fam 14-f) y al ganador clásico en USA y primer hijo de Gelinotte, de nombre Real Forest por el Jefe de Raza In Reality (Intentionally en My Dear Girl por Rough’n Tumble, USA, 1964, B-C, fam 21-a).

 

Motatán resultó un padrillo excepcional y mantuvo al Dr. Toledo y al Haras El Bosque dentro del panorama selectivo. Entre sus mejores hijos destacaron Iuta May (en Aura of Gold por Takawalk II, VEN, 1981, fam 14-b), Gabrielle (en Lisas Desiree por Gab Session, VEN, 1983, fam A3), Conuco (en Display Copy por Iron Ruler, VEN, 1987, fam 12-c), Varjak (en Nasty Nanny por Naskra, VEN, 1988, fam 18), Montezuma (en Twelve Sharp por Sharpen Up, VEN, 1995, fam 8-h) doblecoronado y campeón tresañero en 1998; Nevers (en AJ’s Aunt por Funny Fellow, VEN, 1987, fam 1-o) demostró tanta calidad a los dos años y como tresañero durante los primeros meses de 1990 que el  propio Dr. Toledo contempló la posibilidad de enviarlo a USA para competir en el Derby de Kentucky, sin embargo las consecuencias de una campaña apresurada se tradujeron en lesiones que motivaron su retiro prematuro de las pistas.

 

 

Le Notre fue otro padrillo que produjo para el Dr. Toledo recuerdos imborrables. Sus hijos más destacados fueron: Patacón (en Gun Shot Alice por Gun Shot, VEN, 1971, fam 22-d), Tonka (en Daisey’s Friend por Hill Rise, VEN, 1976, fam 1-c) campeona tresañera en 1979; Nohani (en Sweet Pia por Pia Star, VEN, 1977, fam 1-u), Kabakán (en Blossom Face por Herbager, VEN, 1981, fam 1-o) ganador para las sedas del Stud Saltrón de los Clásicos Simón Bolívar y Cría Nacional; y Mirzeelen (en Chamaca por Snow Cold, VEN, 1981, fam 6-a).

 

 

Burgeon produjo para la causa Haras El Bosque-Stud Saltrón ejemplares de gran calidad. De sus mejores productos recordamos a Val Fleurie (en Flying F por Olden Times, VEN, 1978, fam 8-h) campeona de cuatro y mas años en 1982 y record horse en 1800 metros: 111”; Tan Bonita (en Bring Your Own por Stevward, VEN, 1982, fam 10-c) campeona tresañera en 1985 y campeona de 4 y mas años, campeona fondista en 1986, ganadora de los Clásicos Presidente de la República y Fuerzas Armadas; y al múltiple ganador clásico Clochard (en My Mother Mary por Boldnesian, VEN, 1984, fam 8-a).

 

 

Spanish Dagger produjo también una cuota significativa de productos selectivos: Adeje (en Smiling Barbara por Major Art, VEN, 1983, fam 4-k), French Dancer (en Serua por Timmy My Boy, VEN, 1983, fam 1-m) Campeón dosañero en 1985; Spanish Flower (en Florange por Lassington, VEN, 1986, fam 5-d) y los ganadores selectivos en el Hipódromo de Valencia Spanish Danser (en Viens Danser por Tompion, VEN, 1982, fam 9-c) y Harpagón (en Fall From Grace por Sky High II, VEN, 1986, fam 1-h).

 

 

Indian Good con una producción menos numerosa solo produjo al ganador clásico Del Rey (en Mecate por Vertex, VEN, 1978, fam 1-j)

 

                                                

Get The Axe fue padre de un buen número de ejemplares con figuraciones selectivas en el Hipódromo La Rinconada y en el Hipódromo de Valencia produjo a los ganadores clásicos Rey Cantor (en Mean Little Queen por Handsome Kid, VEN, 1989, fam 10-c), campeón tresañero en 1992 en Valencia y Record Horse para la distancia de 2000 metros: 123”3/5; y Turenne (en Enchant por Cipol, VEN, 1988, fam 15-d).

 

Ice Cold con muy pocos hijos en campaña, solo produjo a la ganadora selectiva Barataria (en Sharp Vision por Our Native, VEN, 1987, fam 4-m).

                                               

Pueblo fue otro semental que con un número limitado de hijos produjo al ganador selectivo Lucky Mega (en Beyeler por Cruise On In, USA, 1989, fam 9).

 

 

Real Forest y Follow On  como reproductores destacaron a través de un significativo número de ganadores de carreras comunes.

 

Durante los últimos quince años, los que cierran el capítulo del Haras El Bosque bajo la conducción del Dr. Alfredo Toledo Guerrero, se incorporaron otros seis sementales a la adrillera del prestigioso plantel de cría: Montezuma (mencionado anteriormente), Traufast Slew (Nureyev en Slew Time por Seattle Slew, USA,1994, fam 6-b), Dawson Ridge (Seattle Slew en Seekers Gold por Mr. Prospector, USA, 1991, fam 3-d), Colonial Boy (Pleasant Colony en Never Knock por Stage Door Johnny, USA, 1997, fam 1-x), Different Kind (Danzig en Esther Rose por Seeking the Gold, USA, 2000, fam 2-d) y Gran Hermano (Colonial Affair en Luminaria por Majestic Light, VEN, 1998, fam 2-h).

 

 

A partir de 1998 los cambios y sus consecuencias, introducidos por un nuevo estilo de gobernar al país, afectaron progresivamente la movilidad del Dr. Toledo desde su residencia en Caracas hasta sus fincas de cría en Montalbán (Edo. Carabobo). También el Hipismo había dejado de ser aquel espacio de paz y de sueños. Privado de su presencia, el Haras El Bosque no podía ser el mismo a pesar de los esfuerzos de sus colaboradores. Solo dos triunfos selectivos se registraron en este período para el binomio Haras El Bosque-Stud Saltrón: French Manicure (Montezuma en French Account por Private Account, VEN, 2002, fam 1-h) en el Clásico Joaquín Crespo y Crystal (Different Kind en Tiptoeing por Stop the Music, VEN, 2006, fam 2-p) en la Copa Iraqui.

 

 

Tras el fallecimiento de su sobrino Héctor Manuel Machado quien por años fue su consejero y factor principal de las operaciones de las dos fincas, todos sabíamos que los días del Haras El Bosque estaban contados. Poco tiempo después cambiaría de dueño. El Dr. Toledo se vio obligado a regresar al sitio de sus comienzos, al Haras El Recreo, con un pequeño número de yeguas y dos sementales Montezuma y Crystal, transformándose en ejemplo de lo que Rómulo Gallegos repite sin cesar en Doña Bárbara: “Todas las cosas vuelven a su lugar de origen”.

 

En lo personal no es posible acercarme a la población de Montalbán sin que todos esos años de gloria no pasen por mi memoria.       

 

 

Este artículo lo dedico a todos los que sienten el Hipismo con pasión, a todos los hípicos decentes, a los de ayer… a los de hoy… y a los que vendrán.                                

 

Anécdotas Hípicas Venezolanas, viernes 30 de mayo de 2014

Copyright 2000, Anécdotas Hípicas Venezolanas C.A. Todos los derechos reservados